Director General: Rubén Cortés Fernández
Diario La Razón
Búsqueda avanzada »
Miércoles 30 de Julio | 10:19 pm
Facebook Twitter RSS Youtube
 
El brillo del efectivo

Educación Financiera

 

La sabiduría popular nos dice que “no todo lo que brilla es oro” y así es; con el efectivo, no todos los ingresos pueden considerarse utilidades, ni deben gastarse indiscriminadamente en un negocio.

Porque la diferencia entre tener éxito o fracasar al emprender, está en ser o no un buen administrador del dinero que se recibe. Eso nos lleva a la pregunta ¿cómo puedo manejar el efectivo en un negocio? ¿qué puedo considerar como ingresos? ¿Cuándo debo utilizarlo y para qué?

Para dar todas esas respuestas primero hay que identificar las fuentes de ingreso de nuestra empresa y conocer que además del efectivo que entra a la caja, hay otros instrumentos que también se deben considerar.

Es necesario incluir el dinero que tenemos en las cuentas bancarias, de cheques, inversiones y hasta los adeudos de clientes que estén por cobrarse y, en algunos casos, los inventarios.

Aquellas facturas que estén por cobrarse en semanas, uno, dos, tres meses o más se contarán como efectivo hasta que llegue el momento de recibir el pago. Mientras que los inventarios se considerarán como ingresos solamente cuando se vendan de contado.

Esto nos ayudará porque uno de los tres pasos claves para administrar el efectivo en un negocio es: Identificar las fuentes de ingresos y la forma en que se utilizará.

Una vez que ya sabemos cuánto tenemos, el segundo paso es hacer un calendario de compromisos de pago, con fechas precisas sobre obligaciones por pagar, como luz, agua, teléfono, impuestos, proveedores y créditos, entre otras cosas. Siempre cuidando no mezclar las finanzas personales con las del negocio.

Al determinar la fecha en que se necesitará el efectivo se debe calcular la cantidad de dinero que se necesitará para hacer los pagos, con ello cubriremos la tercera recomendación para tener una buena administración del efectivo.

Sólo así, se conocerá e identificará si las fuentes de entrada de dinero son suficientes para cubrir las operaciones, compromisos y obligaciones de la empresa.

Las tres recomendaciones anteriores ayudarán a mejorar la planeación que todo negocio requiere y con ello se podrán liquidar puntualmente las obligaciones de la empresa, prever pagos o anticipar compras de mercancía.

Lo mejor es que si se administra correctamente el dinero que se recibe los resultados serán óptimos, porque el efectivo cumplirá la función más importante que tiene de ser el motor que mueva los engranes del negocio.

El flujo de efectivo es el motor de movimiento del dinero de tu negocio, administrarlo correctamente te conducirá a los mejores resultados porque evitará que hagas pagos y compras sin planear, te ayudará a cubrir las obligaciones puntualmente y el negocio caminará sobre ruedas.

educacionfinanciera@bbva.bancomer.com

 


Noticias Destacadas
Anterior Siguiente

fecha 29 de noviembre de 2011 00:19
ultima modificacion Ultima modificación: 04:57
autor Por:
 
Versión imprimir
 
Todo sobre este tema
Noticias relacionadas
 
 
Noticias relacionadas Noticias relacionadas
Notas Relacionadas Diviértete sin dejar de cuidar tu bolsillo 01:26
Notas Relacionadas Evalúa el estado de tu empresa 01:28
Notas Relacionadas ¿Sabes cuánto cuesta un crédito hipotecario? 02:16
Notas Relacionadas A controlar el efectivo de tu negocio 01:28
Notas Relacionadas Lo que sabe de ti el Buró de Crédito 00:59
 
 
 
Secciones
 
website security
Acerca de La Razón
 
Complementario
 
 
Facebook Facebook Twitter Twitter RSS RSS Youtube Youtube
 
La Razón © Todos los derechos reservados 2014
Powered by Web Comunicaciones