Diario La Razón
Lunes 29 de Mayo | 4:04 pm
Facebook Twitter RSS Youtube
 
 
Carta de Mtra. Luz Aurora Fernández de Alba
 

Dr. Javier Torres Parés, Secretario General de la FFyL
Dr. Javier Cuétara Pride, Coordinador de Letras Hispánicas
Dra. Lourdes Penella, Coordinadora de Letras Hispánicas del SUAyED
P r e s e n t e s

He recibido y agradezco la comunicación de la Secretaría General a la comunidad de la Facultad de Filosofía y Letras y el renvío de la misma por los Coordinadores de Letras Hispánicas, tanto del sistema escolarizado como del SUAyED, en donde colaboro regularmente desde hace más 13 años.

Me da gusto la reanudación de labores, pero me preocupa la frase del comunicado que dice "si bien el conflicto entre grupos en el auditorio Justo Sierra persiste". Creo que ésta es la oportunidad para dejar atrás la inacción de nuestra Facultad y de las autoridades Universitarias frente a los ocupantes ilegales del Auditorio.

El periódico La Razón publicó hoy una puntual cronología donde puede seguirse la suerte que ha corrido el Auditorio de 1999 a 2014. Al término de la huelga de 1999, los ocupantes ilegales han permanecido aislados en una burbuja en la que nadie podía saber qué hacían ahí adentro —además de haber destruido y degradado un espacio público universitario— y haber privado a toda la comunidad de la Facultad de Filosofía y Letras de un lugar digno para llevar a cabo Actos tan importantes de la Facultad, como los que desde hace 15 años se han tenido que realizar en otros recintos de la Ciudad Universitaria.

Ahora ya sabemos qué hacían dentro de nuestro Auditorio. En el momento en que entraron los encapuchados: vivían 6 integrantes del colectivo autodenominado Okupas (que tienen la fachada del primer edificio que se ve al entrar al circuito universitario, convertida en algo sucio, oscuro y vergonzoso); y que según el artículo publicado ayer en La Razón, (04.03.2014, Jaquelín Coatecatl "Regresa violencia a la casa de estudios", p. 8) tenían:

gasolina, estopa y diversos materiales para fabricar cocteles molotov; 200 envases de cerveza, vino tinto y ron; supuestos carrujos de mariguana material de laboratorio (pipetas,embudos, matraces y mecheros) [Quizás robados a la Facultad de Química]. balas y casquillos.

Todo lo anterior fue exhibido a la mañana siguiente, en una mesa al exterior del auditorio, con una manta [que, se supone, pusieron los encapuchados] en la que se leía:

"Esto es por lo que decidimos entrar al Auditorio Che Guevara ¡no más narcomenudeo!

Respeto a los espacios universitarios críticos y de lucha".

La parte final de la frase parece más bien de la autoría de los Okupas. Y creo que, tal como dijo la Secretaría General, alude a "una situación confusa".

El resultado fue de, por lo menos, siete personas heridas en esta trifulca. Ya el 2 de junio de 2009, había sido asesinado un hombre a las puertas de la Facultad.

Con la seguridad de que las autoridades universitarias harán todo lo que sea necesario para recuperar el Auditorio Justo Sierra de la Facultad de Filosofía y Letras.

Los saluda cordialmente,
Mtra. Luz Aurora Fernández de Alba
Profesora de Asignatura Sistema Escolarizado y SuayEd.

 
 
 

Noticias Destacadas
Anterior Siguiente

 
fecha 6 de marzo de 2014 03:47
ultima modificacion Ultima modificación: 02:26
autor Por: Redacción La Razón
 
 
Todo sobre este tema
 
 
Carta de Mtra. Luz Aurora Fernández de Alba
 
 
 
 
 
 
 
Secciones
 
website security
Acerca de La Razón
 
Complementario
 
 
Facebook Facebook Twitter Twitter RSS RSS Youtube Youtube
 
La Razón © Todos los derechos reservados 2014
Powered by Web Comunicaciones