Sábado 19.09.2020 - 10:15

Gandini: hartos de la corrupción en Iztacalco

Hector Gandini (@gandini_hector) _ Twitter
Por:

Durante recorridos que ha realizado en esta semana el candidato del partido Nueva Alianza a diputado local por el distrito XV, Héctor Gandini, cientos de habitantes de Iztacalco, le han reiterado que la inseguridad pública es cada vez peor y en buena parte se debe a la corrupción.

Los vecinos de Iztacalco ya están hartos de tanta corrupción y de que ésta favorezca a los delincuentes que gozan de una impunidad que les permite asaltar una y varias veces un mismo comercio, y seguirse paseando por las calles, afirmó Héctor Gandini.

Además, comentó Gandini, "la delincuencia actúa cada vez con mayor impunidad y añadió que además en Iztacalco el alumbrado público solamente se cuida en las grandes avenidas, mientras que las calles permanecen oscuras, lo que facilita los asaltos con todo y cámaras de monitoreo".

Recordó que una de las principales causas por las que busca ser diputado local, es para que se prohíba la circulación de los doble remolques en la Ciudad de México, porque hasta ahora la circulación de estas auténticas bombas de tiempo se permiten porque se prefiere privilegiar el interés de unos cuantos, por encima la seguridad de los ciudadanos. Sin duda, comentó, se trata de una expresión más de la corrupción.

Recordó que en lo que va del sexenio llevamos más de cinco mil muertos, más de mil por año, como consecuencia de accidentes provocados por doble remolques, sin que la autoridad resuelva el asunto.

Añadió que apenas hace unos días, sucedieron dos accidentes, uno en Colima con 10 muertos; y otro en Michoacán, en la autopista Siglo XXI, con cuatro víctimas fatales, misma autopista donde hace apenas un año, sucedió otro accidente fatal. Todos relacionados con un doble remolque.

Durante la primera semana de campaña del candidato y del aspirante suplente, Gerardo Cabrera, las y los vecinos de Iztacalco insistieron en la urgente necesidad de combatir la delincuencia que cada día actúa con mayor impunidad, ya que de unos dos años a la fecha, el número de asaltos en comercios y especialmente en restaurantes, aumentó de manera alarmante.

ntb