• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Un ciclista contempla una pinta contra la intervención a la economía, ayer, en Buenos Aires. Foto: AP
Un ciclista contempla una pinta contra la intervención a la economía, ayer, en Buenos Aires. Foto: AP

El respaldo del presidente de Estados Unidos, Donald Trump a su homólogo argentino, Mauricio Macri, dio un aliciente, ayer, al equipo que negocia en Washington para que el Fondo Monetario Internacional (FMI) libere en 2019, los recursos que ya había prometido otorgar al país sudamericano en 2021.

“Tengo confianza en el liderazgo de Macri y aliento y apoyo fuertemente su compromiso con el FMI para fortalecer las políticas monetarias y fiscales argentinas para afrontar los actuales desafíos económicos”, dijo el mandatario estadounidense en un comunicado difundido por la Casa Blanca.

El explícito espaldarazo, un gesto poco habitual en el magnate, llegó inmediatamente después de la llamada que sostuvieron la mañana del martes ambos jefes de Estado y luego de que el ministro de Hacienda argentino, Nicolás Dujovne, se reuniera con el secretario del Tesoro estadounidense, Steven Mnuchin, apenas llegó a Washington.

Fuentes del gobierno de EU dijeron que en esa reunión, se habló de la llamada Macri-Trump y del apoyo concreto a las medidas anunciadas por el gobierno argentino para reducir el déficit y conseguir los anticipos del FMI.

Gráfico: La Razón de México

En el comunicado, se reafirma “el fuerte apoyo” del presidente Trump y de los Estados Unidos a Argentina durante estos “momentos difíciles” y resaltó que ese país es “un socio estratégico y un gran aliado extra OTAN”.

Las declaraciones del republicano habrían dado también un respiro a la constante caída del peso argentino, que rompió el techo de las 40 unidades por dólar al inicio del martes, como la primera reacción luego del día feriado de los mercados estadounidenses ante el apretón fiscal anunciado por Mauricio Macri el lunes.

En los bancos de Buenos Aires, la divisa, que había cerrado a 38.98 pesos, el lunes, promediaba los 40.15, por lo que el Banco Central anunció una subasta inicial de 100 millones de dólares, al mediodía de ayer.

Luego de la expresión de apoyo de la Casa Blanca, el Banco de la Nación ofreció en subasta un segundo monto de 400 millones de dólares, casi al cierre de operaciones de los mercados, lo que valió para lograr una leve ganancia del peso, que cerró en 38.96 unidades por dólar.

Después de reunirse con los equipos técnicos del FMI, la misión argentina sostuvo un encuentro con la directora gerente Christine Lagarde y el número dos del organismo, David Lipton, en aras de garantizar el financiamiento de 2019 y así calmar a los mercados; se habla de una cifra que podría llegar a 29 mil millones de dólares a cambio de reducir el déficit fiscal a 0 el año que viene y la ya anunciada remodelación del gobierno en Buenos Aires.

  • El Dato: El plan del presidente Macri prevé gravar las exportaciones y recortar el gasto del Estado para reducir a cero el déficit en 2019.

Al comienzo de las negociaciones todavía no hay precisiones, cualquier resultado tendrá que contar con el aval del Directorio Ejecutivo del FMI, que aún no tiene fecha de reunión, aunque el respaldo manifiesto de Estados Unidos aporta elementos para una resolución positiva, Estados Unidos tiene enorme peso en la votación. Por eso el apoyo explícito de Trump, más allá del respaldo político, fue importante.

Argentina necesita cuanto antes el dinero del Fondo Monetario Internacional. Ya no puede esperar un lento goteo de fondos hasta 2021, como había acordado en junio.

Christine Lagarde ve avances en rescate

Aunque el Fondo Monetario Internacional anunció que la resolución de adelantar o no el préstamo de 50 mil millones de dólares al gobierno argentino para asegurar su financiamiento, será votada hasta la segunda quincena de septiembre, dijo que tras la reunión con el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, hubo avances importantes.

“Hemos hecho avances y trabajaremos juntos para fortalecer aún más el programa de las autoridades argentinas respaldado por el FMI”, declaró Lagarde, al concluir la reunión negociadora.

El ministro, por su parte, comentó que la petición al FMI requiere de un proceso de formalidades que aterrizarán en una decisión colegiada.

“Presumimos que (el pedido) sea votado por la directiva (del FMI) en la segunda mitad de septiembre. Todo esto requiere un proceso formal para que finalmente tenga un acuerdo a nivel de staff, que pueda ser llevado a la junta directiva”.

La semana pasada, Lagarde manifestó a través de un comunicado que había “instruido al personal del FMI para que trabaje con las autoridades argentinas a fin de fortalecer el acuerdo respaldado por el Fondo y reexaminar el cronograma del programa financiero”.

Y agregó que esperaba llegar a una “conclusión rápida”.

Compartir