Bibi contra Irán

VOCES DE LEVANTE Y OCCIDENTE

  • Tamaño de fuente: A  A  A  A  

El 12 de este mes Donald Trump anunciará si rompe con el tratado para detener el programa nuclear iraní. Es probable que el presidente estadounidense haya ya tomado una decisión; sin embargo, los actores involucrados están haciendo sus últimos intentos para tratar de incidir en la dictamen final.

La semana pasada fue el turno de las potencias europeas. Emmanuel Macron y Angela Merkel viajaron a Washington para tratar de convencer a Trump que salirse del tratado tendrá consecuencias negativas.

Esta semana le tocó a Benjamín Netanyahu, quien trató de convencer a Trump justo de lo contrario. A diferencia del estilo discreto de la canciller alemana, Bibi hizo lo que más le gusta hacer: presentarse frente a las cámaras en transmisión en vivo anunciando una revelación inédita de la inteligencia israelí respecto a Irán —en inglés, por supuesto—.

El Mossad, la agencia de inteligencia israelí, en una de sus operaciones más impresionantes, logró robar un archivo completo que incluye decenas de originales impresos sobre el programa nuclear iraní. Los papeles revelan algo de lo que occidente estaba ya convencido, Irán mintió repetidamente durante varios años sobre su programa nuclear. Además, los documentos revelan nuevos sitios hasta antes desconocidos y un programa iraní para desarrollar una bomba con plutonio (hasta este momento sólo se conocía el programa para desarrollar una bomba con uranio).

Lo que estos documentos (la mayoría, de antes de 2003) no revelan es que Irán haya violado el acuerdo nuclear que firmara con Obama. ¿Por qué Netanyahu hizo pública una operación ultrasecreta? Una primera explicación sugiere que de esta manera busca presionar a Trump; otra explicación más plausible sugiere que de esta manera Netanyahu, quien ya sabe que Trump quiere salirse del tratado, le da a Trump material para justificar su decisión. El tratado con Irán es, sin lugar a dudas, imperfecto.

Irán, como confirman estos documentos, es un actor poco confiable. Sin embargo, en una región tan volátil tener un acuerdo fallido es mejor que no tener ningún acuerdo y eso lo saben las potencias europeas. Además, el tratado fortalece a las fuerzas moderadas en Irán, en detrimento de las guardias revolucionarias. Ni Netanyahu ni Trump tienen un plan para el día después de que Washington se salga del tratado. Sin embargo, ambos líderes metidos hasta el cuello en investigaciones de corrupción, tienen en mente más su propia supervivencia que la seguridad internacional. En otros tiempos esperaríamos que Estados Unidos trabajara en conjunto con sus aliados europeos y tomara la mejor decisión para la estabilidad del Medio Oriente. En otros tiempos.

Gabriel Morales Sod

Gabriel Morales Sod

Gabriel Morales Sod es licenciado en Relaciones Internacionales por El Colegio de México y candidato a doctor en Sociología por la Universidad de Nueva York. Escribe sobre Medio Oriente, política estadounidense y política internacional.
Gabriel Morales Sod

Latest posts by Gabriel Morales Sod (see all)