• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Foto: Especial
Foto: Especial

La caída de más del 30 por ciento en los precios internacionales del petróleo en los últimos meses, ha ocasionado que las empresas energéticas en el mundo reduzcan el rendimiento de sus inversiones, de 19 a 12 por ciento, por lo cual las petroleras deben mantener una disciplina del capital, de acuerdo con la consultora estadounidense Wood Mackenzie.

Además de la guerra comercial mundial, los aranceles y las medidas de retorsión reprimen la actividad que normalmente alimenta el consumo, exprimirán las economías en todas partes, lo cual sofoca la demanda. No obstante, no es el único problema que enfrenta el mercado.

Entre otros problemas, indicó, se encuentra la recuperación de los precios del petróleo y monedas más débiles de los mercados emergentes, aspectos que se han combinado para ocasionar inflación en esos países. El resultado podría ser una desaceleración significativa en los mismos países, que se espera que sean potencias del crecimiento global.

Las inversiones para 2020 también podían ascender a 300 mil millones de dólares en el mundo, lo cual proporcionará la primera prueba real para la disciplina de capital, que las compañías de energía han adoptado después de que el petróleo colapsó, cuando redujeron sus ambiciones y comenzaron a completar proyectos a tiempo y por debajo del presupuesto.

Varios años de precios del petróleo en los 100 dólares por barril (dpb) a principios de esta década las empresas comenzaron a asumir proyectos masivos y complicados para extraer la mayor cantidad posible de petróleo y gas valiosos, lo cual benefició a compañías como Chevron. No obstante, proyectos que eran de 37 mil millones de dólares, se dispararon hasta 54 mil millones de dólares.

Aunque no menciona países, el estudio revela un dilema, donde las compañías petroleras también deberán evitar la tentación de subir precios del petróleo y el gas, para ampliar el alcance de los proyectos a fin de maximizar la producción.

  • El dato: Prevén una desaceleración para 2019, por lo que el crudo no llegaría a los 100 dpb.

Si bien los precios del crudo denominados en dólares se encuentran actualmente en 40 por ciento por debajo de su nivel justo antes de la caída de los precios de 2014, no ocurre con los precios minoristas de gasolina o diésel.

La consoultora refiere que los precios más altos del gas han afectado la demanda, y la imagen ha cambiado de uno de fuerte crecimiento en los primeros tres meses del año a una imagen mucho más ambigua en el segundo y tercer trimestre.

La Agencia Internacional de Energía (IEA, por sus siglas en inglés) dice que la gasolina de China, el que más consume a nivel mundial, en el segundo trimestre redujo en 200 mil barriles por día, o alrededor del siete por ciento, en comparación con el mismo período del año pasado.

La demanda podría seguir reduciéndose, con el aumento de las ventas de alternativas vehículos de combustible y la creciente popularidad de bicicletas compartidas arreglos para viajes de corta distancia tanto la demanda de abolladuras para gasolina.

Compartir