• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
México y Canadá, los dos mayores mercados para las exportaciones de Minnesota, promueven los beneficios del Tratado de Libre Comercio de América del Norte, que podría ser renovado el mes entrante en Washington, D.C. Foto: Especial

México y Canadá, los dos mayores mercados para las exportaciones de Minnesota, promueven los beneficios del Tratado de Libre Comercio de América del Norte, que podría ser renovado el mes entrante en Washington, D.C.

El cónsul mexicano Gerardo Guerrero y el cónsul general canadiense Paul Connors han explicado la conveniencia del TLCAN ante fábricas, agricultores y obreros de Minnesota, informó la Radio Pública de Minnesota.

Según la agencia AP, ambos socios comerciales de Minnesota contribuyeron a la supervivencia del sector de los pavos cuando el estado enfrentó la gripe aviar en 2015, dijo Shawntera Hardy, comisionada local del Departamento de Empleo y Fomento Económico (DEED por sus siglas en inglés).

“Uno de los países que dieron un paso al frente y dijeron ‘seguiremos comprando sus buenos pavos’ fue México. Ellos nos ayudaron a capotear la tormenta”, declaró Hardy.

El sector del pavo en Minnesota es el más grande en Estados Unidos y alcanza un valor de mil millones de dólares. El estado exporta casi una séptima parte de su producción de pavos.

El año pasado, Minnesota importó de Canadá mercancías por 10 mil millones de dólares y a la inversa por cuatro mil 300 millones de dólares. Minnesota compró a México productos por dos mil millones de dólares y le hizo envíos por dos mil 400 millones, según el departamento. Esos números serían diferentes sin el TLCAN, declaró Guerrero.

“El pavo paga un arancel de 10 por ciento”, dijo Guerrero. “El queso de 45 por ciento. Con el TLCAN todas las exportaciones a México son libre comercio”.

Efectuado el ajuste inflacionario, el mercado de exportaciones del TLCAN ha crecido alrededor de 50% para Minnesota desde 1994, según Hardy.

Por su parte, el gobernador Mark Day ton envió en febrero a Washington una carta de apoyo al nuevo TLCAN. La central sindical AFL-CIO exige leyes laborales más estrictas como parte del acuerdo.

“Continuaremos peleando por un modelo comercial diferente, que no sólo convenga a los intereses corporativos, sino a las familias ordinarias en los tres países del TLCAN”, dijo Celeste Drake, especialista en política comercial de la central en Washington, D.C.

Cabe recordar que el secretario de Economía (SE), Ildefonso Guajardo, viajará a Washington esta semana para revisar los avances de las negociaciones del TLC.