Chile, primer país latinoamericano que prohíbe bolsas plásticas

El presidente Sebastián Piñera promulgó la ley que prohíbe la entrega de estas bolsas en territorio nacional; comenzará a regir de forma gradual

  • Tamaño de fuente: A  A  A  A  

A partir de ayer viernes, todos los locales comerciales de Chile, podrán entregar un máximo de dos bolsas plásticas por cada compra, luego de que entrara en vigor la ley que prohíbe su entrega en los comercios.

Los grandes comercios, como los supermercados, deberán dejar de entregar bolsas plásticas dentro de un plazo máximo de seis meses, mientras que las micro, pequeñas y medianas empresas tendrán dos años para adecuarse a la prohibición.

El presidente chileno, Sebastián Piñera, destacó que esta nación sudamericana es la primera de América Latina, “y uno de los primeros países del mundo, en decirle chao a las bolsas plásticas”.

Recordó que en Chile “se producen tres mil 200 millones de bolsas plásticas todos los años. Una bolsa plástica toma segundos en producirse, se utiliza menos de 30 minutos, desde el supermercado a la casa, y después se demora 400 años en biodegradarse”.

Aseveró que las bolsas plásticas que se entregan en el comercio terminan “en los vertederos, en el campo, en la ciudad, en las playas y también en el mar. De hecho, el 90 por ciento de los pájaros, y un porcentaje muy importante de los peces, tienen plástico en sus estómagos”.

Acotó que el plástico “está contaminando nuestro país, nuestras playas, nuestros campos, nuestras calles y además está produciendo un tremendo daño a los peces y también a los pájaros. Y por esa razón, el poder dejar de verter al océano millones y millones de bolsas plásticas nos va a permitir tener un océano más limpio”.

Piñera enfatizó que “son tantos los millones y millones de toneladas que se vierten en el mar, en el mundo entero, que ya hay verdaderas islas de plástico en el océano: en el norte, entre Chile y Perú, hay una isla de plástico que tiene más de un millón de kilómetros cuadrados”.

Señaló que, en el marco del cuidado del medio ambiente, este país está cambiando su matriz energética en base a petróleo hacia una basada en energías renovables, además de modernizar la Ley de Evaluación de Impacto Ambiental para hacerla más rápida y eficaz.

La ley que entró en vigor este viernes “prohíbe la entrega de bolsas plásticas de comercio en todo el territorio nacional”, establece los plazos para su aplicación total y precisa que los infractores arriesgan una multa de unos 370 dólares por cada bolsa entregada a un cliente.

Se excluyen de la prohibición vigente desde este viernes “las bolsas que constituyan el envase primario de alimentos que sea necesario por razones higiénicas o porque su uso ayude a prevenir el desperdicio de alimentos”.

ntb