Cae el que llevaba la pistola en el crimen de Narvarte

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:

Foto Especial

Agentes de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) aprehendieron ayer por la tarde, cerca de su casa en Iztapalapa, al hombre que llevó la pistola al departamento de la colonia Narvarte con la cual fueron asesinados el fotógrafo Rubén Espinosa, la activista Nadia Vera y tres personas más.

Se trata del ex agente de la policía Abraham Torres Tranquilino, quien en 2011 fue sentenciado a cuatro años de prisión, acusado de tortura y abuso de autoridad.

El ex uniformado fue dado de baja de la corporación en aquel entonces y encarcelado debido a que ayudó a torturar a dos habitantes de Tepito en un operativo en el Barrio Bravo, a quienes sumergieron sus cabezas en cubetas de agua.

Este mismo hombre fue quien el pasado 31 de julio llevó al departamento de la calle Luz Saviñón el arma calibre nueve milímetros y las balas que, ahora se sabe, son de la marca Águila, las mismas que usa la policía. Con esa pistola fueron ejecutadas todas las víctimas.

Ayer, el procurador Rodolfo Ríos Garza dio a conocer la captura de este sujeto. De acuerdo con las indagatorias, el ex agente Torres Tranquilino era conocido de la joven colombiana Mile Virginia Martín.

Aparentemente fue ella quien le llamó por teléfono la mañana del 31 de julio y quien le permitió el paso al departamento en donde finalmente se cometió el quíntuple homicidio.

En ese lugar estaban también el fotógrafo Rubén Espinosa, la activista Nadia Dominique Vera Pérez, la joven maquillista Yesenia Quiroz, y la trabajadora doméstica, Alejandra Negrete.

Según las indagatorias Abraham Torres Tranquilino, Daniel Pacheco Gutiérrez y otro hombre los asesinaron a todos. A la joven colombiana la torturaron y abusaron sexualmente de ella.

Después saquearon el departamento, tomaron algunas cosas y salieron. Las cámaras del Gobierno del DF captaron a los tres homicidas saliendo del inmueble ese viernes por la tarde.

Las autoridades ahora saben que Torres Tranquilino es el hombre que subió al carro Mustang rojo que estaba estacionado afuera y que era propiedad de Mile Virginia. Llevaba las llaves del vehículo y una pequeña mochila.

Mientras él iba en el auto, Daniel Pacheco cruzó la calle caminando. Llevaba arrastrando una pesada maleta. Al tercer cómplice se le ve caminando hacia otro lado y luego cruza la calle.

Las indagatorias hasta ahora hacen presumir a las autoridades que el motivo del crimen fue un problema con la mujer colombiana. Esto debido a la tortura a la que fue sometida. En el lugar las autoridades hallaron diversas dosis de droga.

Luego del crimen, la PGJDF encontró en el lugar la huella de uno de los homicidas. Tras ser detenido Daniel Pacheco, personal de la Subprocuraduría que encabeza Edmundo Garrido, continuó tras la pista de los otros dos cómplices.