Como quiso y cuando quiso declaró #Lord Audi; está libre

Como quiso y cuando quiso declaró #Lord Audi; está libre
Por:

Ofreciendo llegar a un acuerdo para reparar el daño que hizo, y asegurando que tenía miedo de lo que podría pasarle, Rafael Márquez Gasperín, conocido como #LordAudi se presentó ayer a declarar ante la Procuraduría de Justicia de la Ciudad de México (PGJCDMX), que lo buscaba desde hace una semana.

Sin embargo, después de rendir su testimonio, el joven se retiró del lugar sin problema alguno, ya que los delitos que le imputa el Ministerio Público no son considerados como graves.

Márquez Gasperín es el joven que la semana pasada fue grabado mientras agredía a un ciclista en calles de la colonia Del Valle, después a un agente de la Secretaría de Seguridad Pública capitalina (SSP) que intentó intervenir, y en su escape le pasó por encima a una bicicleta que finalmente se robó.

La PGJCDMX informó ayer que el joven acudió en la mañana a la Fiscalía en Benito Juárez, acompañado de un abogado.

Ante el Ministerio Público reconoció los delitos que se le imputan: robo simple, por llevarse una bicicleta; daño en propiedad, por dañar otra; y resistencia de particulares, por resistirse al arresto de la autoridad competente.

Sin embargo, Márquez Gasperín, originario de Veracruz, aseguró que ese día él se fue del lugar porque tenía miedo de su integridad física.

Márquez Gasperín ofreció ante el Ministerio Público llegar a un acuerdo con las partes afectadas para no pasar por un juicio en el que, pese a resultar culpable, tendría derecho a quedar libre bajo fianza.

Fue la semana pasada cuando un joven que viajaba en bicicleta por la colonia Del Valle le pidió ayuda al agente de la policía capitalina Carlos de Jesús Pérez.

Le dijo que un automovilista que circulaba en un Audi lo lo estaba agrediendo y le pidió que lo detuviera.

El uniformado que estaba comisionado a bridar seguridad en una empresa, dejó su servicio y acudió en apoyo del joven.

Sin embargo, cuando el agente De Jesús Pérez intentó hablar con el automovilista agresor, éste comenzó a insultarlo y luego a aventarlo. La acción fue grabada y luego difundida en redes sociales.

El policía llevaba en la cintura su revolver cargado con seis balas. Sus esposas colgadas y un tolete en la mano.

Y aunque Marquez Gasperín lo empujó en varias ocasiones y lo insultó, el uniformado prefirió mantener el temple, guardar la cordura y no usar sus armas.

“Mi arma no es para encañonar a la gente, yo estoy para ayudar, no para agredir a la ciudadanía. El arma es para defender a quien lo necesite, no para amedrentar, no para abusar”, dijo esta semana a La Razón el uniformado.

El Policía buscó detenerlo, pero el joven lo amenazó en diferentes ocasiones diciéndole que lo iba a “refundir” en la cárcel. Automovilistas que pasaban por ahí apoyaron al agresor, pues no sabían lo que pasaba.

“Me gritaban ratero, me decían que no le podía poner una infracción, que yo no era policía de tránsito, que lo dejara”, contó el elemento de la SSP.

Cuando el agente quiso detener a Márquez Gasperín, éste subió a su auto y escapó de ahí. En su fuga le pasó por encima a una Ecobici que arrastró y se llevó. La Procuraduría buscó al joven en tres domicilios, pero no logró localizarlo.