Jueves 13.08.2020 - 19:10

Traslados de hasta dos horas por fallas en L-12

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:

Foto Cuartoscuro

Recorrer el tramo de las 11 estaciones de la Línea 12 que debieron cerrarse por las fallas en su construcción toma a los usuarios más de dos horas.

Ir de la terminal Tláhuac a la estación Atlalilco tomaba 25 minutos en Metro, pero ahora toma más de 120 minutos en cada sentido, por lo que a quienes se pretendió beneficiar resultaron afectados en los tiempos de traslado.

En un recorrido realizado por La Razón se encontró que el tránsito sobre avenida Tláhuac hace que el trayecto de 12 kilómetros se recorra en más de 60 minutos, sin considerar que cuando se registra lluvia en la zona aumenta el tiempo.

Ernesto Sánchez Jiménez, dedicado al aluminio y vidrio en la zona de Polanco y habitante de la delegación Iztapalapa, constató que el recorrido que anteriormente era de 40 minutos desde la estación Zapotitlán en la Línea Dorada hasta El Rosario en la Línea 7 aumentó a 120 minutos.

El desgaste en los rieles provocado por la omisión cometida por el exjefe de Gobierno, Marcelo Ebrard, quien arrendó trenes de rodadura férrea cuando lo recomendado era emplear convoyes de rodadura neumática, obliga a que los usuarios del Metro se trasladen en el RTP y rutas de transporte público a través del congestionamiento vial que prácticamente duplica el tiempo de su traslado.

Esto aunado a la sobredemanda de los autobuses particularmente en las paradas de las estaciones Tezonco y Periférico Oriente, donde la gente prácticamente se agrede por conseguir un espacio en el autobús.

De acuerdo con Reina Campos Chavarría, actualmente dedicada al hogar, las múltiples fallas en la Línea Dorada la obligaron a renunciar a su empleo.

“Me iba a trabajar a las 6:30 de la mañana para llegar a las 9, pero con el cierre de las estaciones ya no me daba tiempo, está todo mal, a la altura de avenida de Las Torres hay mucho tráfico, mejor renuncié porque ya me daba pena llegar siempre tarde”, dijo.

Otro testimonio de los retrasos que desencadenó es el de Mario García, estudiante de la UACM, quien reconoce que su rendimiento ha disminuido derivado de la pérdida de tiempo en su traslado tras el cierre del tramo elevado de

esta línea.

Debido a las diversas fallas, el tramo elevado de esta red del Metro permanece cerrado desde principios de 2014; se prevé que en noviembre próximo las 11 de las 20 estaciones sean reabiertas.