AMLO esta de placemes

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:

Francisco Cárdenas Cruz

Si alguien está de plácemes desde la tarde de ayer, luego de que la mayoría de integrantes del Consejo General del Instituto Nacional Electoral, llevada de la mano por el “bloque priista”, resolvió no cancelarle el registro al Verde Ecologista, es Andrés Manuel López Obrador que con ello asegura que podrá seguir violando la Constitución y la legislación en la materia, como se ha cansado de hacerlo, sin riesgo alguno para el partido de su propiedad, Morena, que al igual que a otros, les abrieron las puertas para hacerlo en procesos venideros.

A pesar de que algunos consejeros electorales como Pamela San Martín y José Roberto Ruiz Saldaña, coincidieron en señalar que sí procedía la máxima sanción y de que dos más, Arturo Sánchez Gutiérrez y Javier Santiago Castillo, rechazaron el proyecto porque no se propuso castigar la sistematicidad de violaciones legales en que incurrió que lo ameritaban, su colega Marco Antonio Baños, al que se reconoce más identificado con el PRI, encabezó a los que se negaron a aplicarla.

DE ESTO Y DE AQUELLO…

Sea ahora por la devaluación del yuan, la moneda de China, que sacudió a las de otros países; por el desplome de los precios del petróleo de exportación o como consecuencia de la grave situación de la economía mundial, por lo que haya sido, el Banco de México volvió a recortar el pronóstico de crecimiento de nuestro país, de entre 2 y 3 por ciento, a 1.7 y 2.5.

Al mismo tiempo, se hacen esfuerzos, entre ellos incrementar la subasta diaria de dólares para contener el derrumbe del peso en su cotización con la moneda estadounidense, y el del precio de la mezcla mexicana de crudo de exportación, que ayer cerraron, el primero en 16.60 pesos y el de la segunda, a 40.48 dólares.

Habría que recordar que el tipo de cambio peso-dólar en el Presupuesto de Egresos para este año, se fijó optimistamente en 13.40 y el del precio del barril de crudo inicialmente en 82 dólares, reducido por el pleno de la Cámara de Diputados, primero a 81 y después a 79, como quedó finalmente.

Lo peor es que ante esa realidad, los encargados de la conducción de las finanzas y la economía insisten en hacer creer que las cosas van bien, que las reformas están dando resultado y que los precios de consumo popular no se han disparado desorbitadamente como en sexenios anteriores.

Más allá de quienes especulan si el Presidente Enrique Peña Nieto anuncie o haga cambios en su gabinete, antes o después de su tercer informe de gobierno, lo que millones de mexicanos esperan es que se les diga qué es lo que hoy por hoy ocurre realmente en el país.

fcardenas@pulsopolitico.com.mx

Twitter: @MXPulsoPolitico