AMLO y el compadre de Porfirio Díaz

Niñas sirias; ni la guerra evitó que sus sueños se hagan realidad
Por:
  • larazon

“Andrés Manuel López Obrador no aprueba las alianzas PAN-PRD”.

“Andrés Manuel López Obrador le advirtió al PT que, de no cambiar su postura respecto a las alianzas, dejaría de aparecer en sus spots y le retiraría su apoyo”.

“Andrés Manuel López Obrador lanzó un auténtico quitarrisas a los promotores de las alianzas entre legítimos y espurios al amenazar con deslindarse públicamente de los partidos que vayan en coalición con el PAN o el PRI”.

Todo eso se dice que “dice” AMLO básicamente de las coaliciones PAN-PRD en la mayoría de las 12 elecciones para gobernador del próximo 4 de julio, en una de las cuales, Oaxaca, es candidato Gabino Cué, con quien AMLO lleva un año haciendo campaña conjunta en ese estado.

Dicen que “dice”: pero la verdad es que el Ayatola de Macuspana no se ha tomado el trabajo de fijar una posición pública sobre el tema más sensible del momento actual en la política nacional, aun cuando los tres partidos a los que pertenece (PRD-PT-Convergencia) integran las alianzas con el PAN.

Lo único que se sabe es lo que aseguran sus allegados que él “dice” en sus oficinas de la calle San Luis Potosí. Sin embargo, sus principales fontaneros políticos hablan y actúan en público en sintonía con la mezcolanza PAN-PRD, en especial sobre las de Oaxaca, Durango, Hidalgo y Puebla.

Por ejemplo, Gabino Cué asegura que pese a la negativa de AMLO a acompañarlo a realizar campaña en Oaxaca no perderá votos porque toda esa gente que simpatiza con él, simpatiza también conmigo porque son gente que está en un movimiento democratizador”.

Además, René Bejarano ya envió sus operadores a negociar las alianzas en siete estados: Miguel Bortolini (Tlaxcala), Aleida Alavez (Oaxaca), Beatriz Cosío (Aguascalientes), Rigoberto Ávila (Baja California), David Cervantes (Chihuahua), Ricardo Ruiz (Hidalgo) y Ricardo Herrera (Veracruz).

Y Manuel Camacho declaró ayer a La Jornada que “las alianzas tácticas de la izquierda con el PAN buscan democracia, transparencia y respeto a los derechos humanos y es la manera de quitarnos de encima una piedra que impedía que los partidos de izquierda pudieran ser realmente oposición”.

De modo que este sainete de que “dicen” que AMLO “dice”, recuerda al de Porfirio Díaz cuando le pidió a Manuel González cederle la presidencia del 1880-84 para acabar él la obra sagrada que habían iniciado juntos en el altísimo nombre de la patria.

Mientras Don Porfirio hablaba, el otro buscaba y rebuscaba en los cajones de la oficina.

—Hombre, compadre, ¿qué tanto busca ahí? —se exasperó Don Porfirio.

—Es que estoy buscando, compadre —respondió Manuel González.

—¿Buscando qué, compadre?

—Busco al pendejo que le crea todo eso que está usted diciendo, compadre.

ruben.cortes@3.80.3.65

agp