Viernes 4.12.2020 - 10:23

Carta dirigida a Miguel Mancera (¿ya nos dejas?)

Carta de Benjamín González Roaro
Por:

Estimado Miguel:

Antes que nada mil felicidades por tu quinto informe de gobierno. Según los medios, fue un informe sobrio y muy bien estructurado.

Me da gusto por ti. El motivo de mi carta semanal es para hacer un breve análisis de tus primeros cinco años y sobre tu nueva campaña publicitaria.

En primer lugar, y a título personal, me ha gustado mucho como has gobernado estos cinco años.

Has gobernado sin protagonismos y has gobernado muy institucional. Has tomado decisiones que, neta, no nos han gustado a los chilangos, pero supongo que han sido necesarias.

La primera decisión a la que me refiero es la eliminación de un carril en Reforma para dar paso al Metrobús.

Nos has quitado un carril y eso ha aumentado el tráfico a lo bestia. Jamás negaste este caos y con mucha claridad dejaste asentado que esta ciudad será una ciudad de peatones y bicicletas, no de coches.

Como si fuéramos Nueva York tercer mundo.

Casi nadie está de acuerdo contigo, pero, la verdad, no hay muchas alternativas. La ciudad creció y no se pueden construir más avenidas o periféricos.

Supongo que los autobuses nuevos de dos pisos serán muy eficientes y muy respetuosos con los peatones y los ciclistas. También me gustó la cantidad de eventos que hiciste en el Zócalo. Has tenido la visión de entender que el Zócalo es un lugar de esparcimiento popular. En relación a la convivencia ciudadana, te has visto muy bien y nos has otorgado plena libertad de hacer lo que queramos a todos los ciudadanos.

La verdad, la pasamos muy bien en esta adorable ciudad. En el tema de la seguridad, parece que somos la ciudad más segura, después de Mérida.

¡Claro esto no significa que no haya desgracias qué lamentar! Pero siento que la Procuraduría de la Ciudad de México ha sido enormemente eficiente.

También lo que me gustó mucho de ti fue tu comportamiento con los jefes delegacionales.

Esa relación siempre ha sido muy institucional.

Tu equipo de colaboradores, encabezado por Luis Serna, ha sido muy profesional y muy efectivo.

También me gustó que como Jefe de Gobierno siempre has acompañado al Presidente a los actos que se organizan en la ciudad. Y esto te lo digo porque, en contraste con López Obrador o con Ebrard, ellos jamás lo hicieron. En pocas palabras: Has tenido una labor muy aceptable y por eso te quiere la gente.

Cambiando el tema: Tu campaña de difusión: Ha sido una campaña… campaña ¡patética!

Creo que perdiste una gran oportunidad de posicionarte. Tu concepto de ciudadano en lugar de político no ha sido muy afortunado. ¿Por qué? Porque, quieras o no… ¡Eres político! En fin, creo que perdiste una maravillosa oportunidad. Cambiando el tema, parece ser —según la rumorología— que en noviembre renuncias para buscar la candidatura de tu partido amigo a la Presidencia de la República.

Por una parte, qué bueno. Y, por otra parte, que lástima. Qué bueno porque, si ganas la elección, México contará con un presidente joven, con experiencia y carismático.

Y, por la otra parte, porque la gran Ciudad de México pierde a un muy buen Jefe de Gobierno. Pero, en fin, mi querido amigo.

Así es esto de la política.

Emprendes un nuevo camino que estará lleno de lágrimas y risas.

Un camino difícil, pero bien interesante.

¡Buena suerte y te deseo lo mejor!