Carta dirigida al PRI (¿en qué mundo viven?)

Carta de Benjamín González Roaro
Por:
  • carlosa-columnista

Estimado Enrique:

Estoy muy sorprendido con las acciones que has tomado para ¿mejorar ? la imagen de tu partido.

¡Muy!

Y te explico por qué :

Teniendo la peor imagen en la historia del partido, no hayas aprovechado la oportunidad de oro que tenías en este periodo de intercampañas para mejorar la imagen de tu partido.

En esta etapa de intercampaña, en la que los partidos eran los únicos que se podían anunciar, a ustedes les ha valido madres.

Es increíble que por cada treinta anuncios de Morena, treinta anuncios del PT y treinta de la coalición PRD-PAN, no haya escuchado ningún anuncio de ustedes.

¡Ni uno!

¿Cómo puede ser posible que les haya valido madres este periodo tan valioso?

¿Cómo puede ser posible que mientras los partidos de oposición han hecho correctamente su tarea y hayan aprovechado sus espacios en los medios electrónicos, ustedes no se hayan anunciado?

¡No me lo puedo creer!

¿En qué mundo están viviendo?

Y el colmo:

En los tiempos de TV, sacan unos anuncios de priistas duros, demostrando su orgullo de ser priistas, cuando ellos seguro van ¡a votar por ustedes!

Usan sus tiempos en promover el voto entre sus partidarios, en lugar de dirigirse a los votantes indecisos y convencerlos que son la mejor opción.

¡¡¡Es para Ripley!!!

¡Ni eso hicieron bien!

Enrique:

Me ha tocado hacer tres elecciones presidenciales y un chorro de gobernadores, etc., etc.

Te juro que nunca he visto tantas idioteces como las que estoy viendo.

Parecen nuevos. Parecen ignorantes .

Y lo peor: Parecen ser los enemigos de Pepe Meade.

De verdad, parece ser que ni siquiera quieren que Pepe sea competitivo.

Y luego, ¡tú!

Madreando cada vez que pudiste a Ricardo Anaya.

¿Acaso no sabías que ésa era una pésima estrategia?

¿Acaso no te dabas cuenta que al único que beneficiabas era a Andrés?

¿Por qué tanto interés en buscar el segundo lugar, cuando en esta elección nada más gana el primer lugar?

Y el colmo:

Tu estrategia no funcionó contra Ricardo, ya que él no perdió ni un punto en las encuestas de la semana pasada.

Para acabar pronto, te puedo resumir lo siguiente:

En primer lugar, es una vergüenza profesional su estrategia de comunicación en la intercampaña.

Cero anuncios en radio y una campaña idiota en la TV que no conmovió a nadie.

En segundo lugar, tus madreadas a Ricardo no sirvieron para nada.

Buscaste un segundo lugar, en vez de buscar acercarte al primero.

En pocas palabras…

No tienen ni la más remota idea de lo que hacen.

La han regado en todo.

¡Qué pena por tus simpatizantes priistas!