¿Catástrofe o independencia?

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:
  • nizar_dana

En Amman

El 15 de mayo de 1948, hace 68 años (en la misma tierra donde los israelíes celebran con alegría el día de la creación de su Estado), los palestinos celebran el día más negro de su historia. Para ellos es Al Nakba (catástrofe), el día que perdieron su tierra, que fueron masacrados, aterrorizados y expulsados de sus casas por las organizaciones sionistas Hagana y Palmach, con el apoyo de Gran Bretaña, Francia y Estados Unidos, para crear el Estado de Israel.

Este logro sionista fue el resultado de tratos secretos con las potencias que dieron lugar a los Acuerdos de Sykes Picot en 1916 (entre Francia e Inglaterra) y la Declaración de Balfour en 1917, con la que el gobierno británico decidió apoyar la creación de un estado para los judíos en Palestina.

La agencia judía de emigración con la ayuda de Gran Bretaña, y para a atraer a los judíos del mundo a Palestina, crearon el slogan “Una tierra sin pueblo para un pueblo sin tierra”, es decir, que Israel ni siquiera reconocía la existencia del pueblo palestino. Pero la continua lucha contra la ocupación y las dos Intifadas hicieron que al fin los políticos tuviesen que aceptar que están pisoteando una tierra que no es de ellos, donde existe un pueblo heroico y tenaz.

Sin embargo, aún no admiten que este pueblo tenga derecho a vivir en paz. Como es posible ignorar la existencia de 11.4 millones de palestinos en el mundo, 4.4 millones de ellos bajo la ocupación en Cisjordania y la Franja de Gaza, 1.4 millones viviendo discriminados en Israel y millones en la diáspora que luchan por el derecho de regresar a su tierra y aun guardan las llaves de sus hogares.

Diariamente salen imágenes en los medios de una Palestina aún ocupada bajo un régimen racista, donde los palestinos son asesinados, los niños son tratados de forma inhumana y las casas son criminalmente demolidas… ¡y nadie hace nada! Hay mucha gente, hasta judíos, que está contra esta política y desea vivir en paz junto a los palestinos; pero, Israel continúa con su política de apartheid por tener la cobertura económica, militar y diplomática que le ofrece Estados Unidos, además a las potencias parece que no les importa resolver el conflicto.

Desde los años 30 del siglo pasado se habla sobre la solución de dos estados, pero los gobiernos israelís nunca admitirán la idea de un Estado Palestino a su lado. Por lo tanto si ellos no tienen disposición, entonces el mundo debería actuar, porque es cierto lo que dijo el presidente Yasser Arafat: “La paz mundial nace en Jerusalén”.

La moral humana exige y reclama la independencia de Palestina. Es el momento de terminar con la última ocupación en el planeta, de que los palestinos salgan de este túnel oscuro y vivan en paz al lado de Israel… y que puedan celebrar el Día de la Independencia y no Al Nakba.

nizardana.razon@gmail.com

Twitter:@NizarRazon