El circo de Marcelo

NFL retira su apoyo a un  estudio clínico
Por:

Ante los resultados adversos del proceso electoral de julio, el jefe de Gobierno decidió retomar el esquema de sus primeros dos años en el GDF: darle circo al pueblo para que olvide sus penas.

Desde su llegada al gobierno, Marcelo Ebrard ha copiado modelos de ciudades europeas como la instalación de playas públicas, pistas de patinaje, paseos en bici y megaconciertos como el del fin de semana en El Ángel.

Eso lo aprendió con Manuel Camacho Solís en la Regencia del DDF, cuando reactivaron el Frontón México –hoy en el olvido- y dieron vida a un corredor gastronómico en la Roma-Condesa, copiando los de España.

La idea la trajeron de Barcelona y fue impulsada por la doctora Alejandra Moreno Toscano, quien hoy trabaja con Ebrard. El objetivo es ganar popularidad.

La versión moderna de estos eventos se la acredita Yéssica Miranda, ex vocera de Marcelo, pero también la reclama la empresa de un hijo del periodista Julio Scherer, que es contratista del GDF.

Mientras Miranda asegura que es la materia gris detrás de estas ideas, la empresa de Scherer ha dejado entrever que en realidad la ex vocera les ha pirateado los conceptos.

Estos eventos representan una gran erogación para las arcas públicas y sirven para justificar los gastos de promoción del jefe de Gobierno; eso sí, nunca se dan a conocer las cifras.

Este esquema se reforzó debido al hartazgo que hay en el DF contra el PRD y su gobierno, y que se reflejó en las pasadas votaciones, donde apenas obtuvieron 700 mil votos, que son muy pocos comparados con los 2.5 millones de 2006.

Es más, apenas representan un poquito más de la mitad del padrón de beneficiarios de los programas de gobierno –viejitos, madres solteras, etcétera-, que suman 1.2 millones.

Otra gran preocupación del equipo de imagen de Marcelo es que no le encuentran el ángulo, por más que le cambien el peinado, le quiten lentes, le pongan otros colores de traje.

La gente sigue sin creerle, lo considera falso y soberbio pero además carga con la gran sombra de El Peje, al que consideran todo lo contrario.

Por eso tiene que recurrir al circo y darse un bañito de pueblo, cueste lo que cueste… que por cierto es mucho.

CENTAVITOS…

La PGR anda rogando por el desafuero del diputado perredista Alejandro Varela, para enviarlo a la cárcel por los desmanes que hizo en la sede del TRIFE cuando se invalidó la candidatura de Clara Brugada a Iztapalapa.

Eso no ocurrirá, aunque pronto podrían tener la oportunidad de detenerlo, pues los diputados terminan el 29 de agosto y, aunque Varela es diputado electo para la ALDF, asume hasta el 17 de septiembre. Los chicos de Eduardo Medina Mora tendrían dos semanas para detenerlo y hacerle pagar sus fechorías.

jadrian02@yahoo.es

asc