El fin justifica a los medios

¿Qué es la
Por:

Se dice que el periodista de los medios electrónicos es o debe de ser, únicamente, expositor de los sucesos, mas nunca circunstancia o suceso; sin embargo, la radio y la televisión como medios educativos, de entretenimiento e informativos, han ido tomando parte de la formación social y humana de los individuos.

Así, si en 1970 se satanizaba a la televisión como el gran hermano que nos robaría la voluntad a los ciudadanos, hoy se sabe que tanto radio como televisión pueden servir de herramientas formativas y deformativas de los espectadores.

El primer martes de septiembre de 1989 nació en la frecuencia 1060 de AM Radio Educación, la serie dedicada al análisis e información relacionada con los medios masivos de comunicación: El fin justifica a los medios, bajo la dirección de producción de Graciela Ramírez, con lo que se dio paso a la primer herramienta de exposición sonora para que se conociera, ahora en el terreno periodístico, el acontecer de radio, televisión, prensa, nuevas tecnologías e, incluso, acerca de la comunicación organizacional imbuida en los diferentes organismos públicos y privados de México.

A veinte años de aquel inicio de El fin justifica a los medios, emisión que se transmite a las 21:00 horas los martes, la serie encabezada por Graciela Ramírez ha resultado ser, también, la más constante y duradera en su género a través de la radio, siendo materia de este programa tanto los contenidos programáticos e informativos de los medios de comunicación, como las novedades más trascendentes en el ámbito del análisis del impacto que genera la era mediática en la sociedad en su conjunto.

El 8 de septiembre venidero en las instalaciones de XEEP Radio Educación, muchos seremos invitados a dar testimonio de la trascendencia de este periodismo mediático que se ejerce para hablar del medios que es fuente de información para la sociedad en general.

Y quizá lo más trascendente de la vivencia, luego de dos décadas de emisiones continuas de El fin justifica a los medios, es que: más allá de los prejuicios que descalificaban a todo usuario de la radio, la televisión, la Internet o los sistemas de iPod y contenedores musicales, como “enajenados” o adictos mediatizados, hoy sabemos que los avances tecnológicos en el área de la comunicación son también un camino de socialización dinámica que, bien encausado, puede significar, incluso, la riqueza cultural y el no dejar en el abandono a quienes son iletrados.

Así, este festejo de El fin justifica a los medios es, a la larga, una muy trascendente forma de dar cabida a los observatorios ciudadanos de medios, donde si bien se “vigila” el funcionamiento social y cultural de la radio y la televisión, también se concientiza acerca del adecuado uso de las herramientas mediáticas, con lo que se concluye que: efectivamente, a veinte años de distancia: El fin justifica a los medios.

laventanciega@yahoo.com.mx

fdm