El INE duerme con el enemigo

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:
  • Carlos Urdiales

Y seguirá haciéndolo, no tiene de otra. Los partidos políticos y la competencia electoral son las razones de ser del instituto ciudadano que organiza y opera nuestra vida democrática, esos mismos actores, los partidos, se encargan sistemáticamente de vulnerar la imagen y credibilidad del árbitro.

Que la lista nominal de electores, la base de datos más importante y quizá, de las mayores que existen en el país, acabe en un servidor de Internet de Amazon por gracia e inocencia (dicen) de Movimiento Ciudadano, y hackeado por quién sabe quién, o como ocurrió por culpa del mismo partido político,

cuando hace unos años terminó a la venta en Tepito, sede del comercio ilegal más grande y solapado del país, abona a la idea.

Ayer, el Instituto Nacional Electoral anunció nuevas medidas de seguridad, física y virtual, para blindar ésa y otras bases de datos que maneja y que debe, no hay de otra, compartir con todos los partidos políticos.

Medidas que buscan, una vez ahogado este nuevo “niño”, tapar el pozo de las tentaciones corruptas, o ineptas en todo caso, de los partidos financiados con dinero público.

René Miranda, director ejecutivo del Centro de Consulta del Padrón Electoral, dijo que con estos nuevos lineamientos se garantiza el acceso a la información electoral por parte de los partidos, misma que había sido restringida por el Consejo General al descubrirse lo de Amazon, pero, con más medidas de seguridad, ya que quienes tengan derecho a consultarlas tendrán que acudir físicamente al sitio para cualquier consulta.

Los representantes y funcionarios ya no podrán llevársela en ningún formato o medio. Quienes estén autorizados para entrar al sistema deberán dejar, literalmente, su huella digital como rastro y testigo. La burra no era arisca, la hicieron a palos, dice la conseja popular.

René Miranda no habló de los costos que este enésimo blindaje implica, sin embargo, la construcción de confianza y certidumbre no descansa por culpa de los propios partidos, es una constante inflacionaria en nuestra democracia.

Elecciones caras y cada vez más por la fundamentada desconfianza que generan los propios jugadores. Desde la credencial con fotografía hasta las listas nominales copiadas para cada sección, casilla y distrito. El INE gasta en contener los abusos de sus regulados y todo, al final, se suma en más dinero público para partidos e instituto.

Estas medidas electorales no las tiene ni Obama, ni nadie más. Sistema de primera para partidos de tercera.

 Contaminación y verificación vehicular

La Semarnat anuncia nuevas normas de revisión para que los automóviles en la Megalópolis puedan circular todos los días. Buscan estacionar a un millón 700 mil autos que la corrupción e impericia en la CDMX echaron a rodar.

Bien hará Miguel Ángel Mancera en no dejar sin consecuencia esas omisiones que hoy pagamos todos.

urdiales@prodigy.net.mx

Twitter: @CarlosUrdiales