La entrevista de Ebrard con Jorge Ramos

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:

Rubén Cortés

Marcelo Ebrard no lució en forma en la entrevista con Jorge Ramos en Univisión, aun con su tonito de perdonavidas, sabedor de que su entrevistador simpatiza con su corriente política. Pero estuvo dubitativo y habló de mucho dinero… él, que dice que vive rentado.

Comentó que quiere ser candidato presidencial en 2018, pero antes habrá que ver si está aquí entonces. Lo más importante es que asegura no tener trabajo fijo y vivir al año con “2.5 o tres millones de pesos” y usar un Rolex de 14 mil dólares.

Además, Ebrard renta en 80 mil pesos mensuales una casona catalogada por el INBA como de “valor histórico”, con jardín vertical, ventanales estilo porfiriano blindados, alberca climatizada, vapor, elevador y roof garden.

El del dinero es el tema más resbaladizo para Ebrard porque comete el error de pecar de modesto cuando, por sus tres décadas en altos puestos de la administración pública, pudo generar ahorros que le permitan vivir cómodamente.

En su declaración patrimonial ante la Comisión Nacional de Transparencia y Acceso a la Información de Movimiento Ciudadano jura carecer de propiedades, ganar 150 mil pesos mensuales y rentar

casa y vehículo.

¿Gana 150 mil pesos mensuales y vive con “2.5 o tres millones al año”? Suponiendo que esos 150 mil fueran libres de impuestos, su nivel de ingresos anual sería de un millón 800 mil. ¿De dónde obtiene el millón 200 restante para completar?

Ramos le preguntó entonces si es millonario y Ebrard respondió con otra pregunta: “¿Qué es ser millonario?” Si Ramos lo odiara como odia al Presidente Peña, habría estado obligado a contestarle que ser millonario es vivir como vive Ebrard.

Porque, además, lleva 21 días viviendo en Francia y Estados Unidos con su esposa, lo cual es caro. Pero, ojo, quien ha hablado de dinero es él, en un afán insustancial de separarse de los demás políticos, a los cuales considera corruptos: “No poseo casas, rento una camioneta 2013”.

Pero ese tema es pura arena movediza para Ebrard porque, por ejemplo, siendo Jefe de Gobierno, grupo Walmart, donde era directivo su hermano Eugenio, cuadruplicó sus tiendas en el DF y pagó 24 millones de dólares en sobornos, según documentó en abril de 2012 The New York Times.

Eugenio Ebrard aparece en la “Lista Falciani” como cliente del Swiss Private Bank (filial suiza de HSBC) entre poseedores de cuentas bancarias en Suiza publicada por el diario francés Le Monde y el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación.

Eso sin contar que Ebrard aún no acredita en qué gastó 489 millones 422 mil 377 pesos que le facilitó el gobierno federal para la Línea 12 del Metro.

Ufff: dinero, dinero, todo es dinero alrededor de Ebrard.

ruben.cortes@3.80.3.65

Twitter: @ruben_cortes