La esperanza, en Cumbre Humanitaria Mundial

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:
  • hector_badillo

Unos 6 mil representantes de todos los países participarán esta semana (lunes 23 y martes 24) en la Cumbre Humanitaria Mundial que se lleva a cabo en Estambul, Turquía, en la cual se hablará de los millones de personas desplazadas por problemas de la guerra, del hambre y la falta de oportunidades en sus lugares de origen. También de los cientos de millones de seres humanos perjudicados por los desastres causados por fenómenos naturales, muchos de ellos ocasionados por el hombre. Igual abordarán el tema de la violencia generada por el crimen organizado, como ocurre en México, y que ha provocado la muertes de cientos de miles de personas y muchas más que han visto minada su economía familiar y han tenido que abandonar sus viviendas y negocios para salvar la vida.

Es tan grave la crisis humanitaria en el arranque de este siglo XXI que las distintas agencias internacionales de noticias se ocuparon ampliamente de las declaraciones del secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Ban Ki-moon, quien al anunciar este importante foro alertó de que cerca de 60 millones de personas, la mitad de ellas niñas y niños, fueron obligadas a dejar sus hogares debido a los conflictos y la violencia, lo que representa "la peor crisis humanitaria desde la Segunda Guerra Mundial".

Según cifras reveladas por el líder mundial: "el costo humano y económico de los desastres causados por fenómenos naturales también va en aumento. En las últimas dos décadas, 218 millones de personas cada año se vieron afectadas por los desastres, a un costo anual para la economía global que ya supera los 300 mil millones de dólares".

Otro funcionario de la ONU para Asuntos Humanitarios, Stephen O'Brien, afirmó que hoy existen en el mundo 125 millones de personas con necesidad de ayuda como consecuencia de los conflictos y los desastres naturales y más de 60 millones de personas fueron desplazadas por la fuerza. "Son los números más altos que tenemos registrados desde la Segunda Guerra Mundial", recalcó.

A esas escandalosas cifras de tragedia que enfrenta la humanidad, México aporta un número importante de víctimas con decenas de miles de personas asesinadas o desaparecidas, cientos de miles de desplazados, miles de niños huérfanos por la violencia y la mitad de su población con graves problemas de pobreza al no poder resolver los factores básicos de vida, como la alimentación, la salud, la educación, la vivienda y el empleo.

h_miguel_@hotmail.com

@Hector_Badillo