Los muertos no cesarán

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:
  • bibiana_belsasso

La Unión de Tepito es uno de los principales grupos que controlan el narcomenudeo en la Ciudad de México. En estas últimas semanas se ha escindido y se ha desatado una ola de violencia que ha dejado varios muertos en la capital.

Todo se detonó con el presunto robo de cuatro kilos de cocaína. Se cree que el autor fue Edson García Acosta, quien en represalia fue asesinado de 14 tiros el pasado 16 de abril en Tepito. El muchacho, de 23 años, era sobrino de Leticia Ponce y Jorge Ortiz, El Tanque, padres de una de las víctimas del bar Heaven.

Las autoridades saben que Edson García fue acribillado por al menos tres jóvenes. Según testigos eran El Tana, su hermano El Tobi y otro apodado El Salchicha, todos cercanos a Francisco, Pancho, Cayagua, uno de los fundadores y líderes de La Unión.

Tras la captura de El Tobi trascendió que Edson fue ultimado porque hurtó un paquete con cuatro kilos de droga, por lo que Roberto Miranda Ramírez, El Betito, ordenó cazarlo.

En los días siguientes hubo otros crímenes en la zona que se atribuyen a esta venganza.

La tarde del 26 de abril tres hombres de El Betito fueron ejecutados en un bar de Azcapotzalco.

Como represalia vinieron el rapto y el asesinato de Giovani Hernández y Said Carvajal, quienes fueron encontrados desmembrados el fin de semana.

Hagamos historia: ¿De dónde surge el cártel de La Unión? Un grupo de tepiteños trabajó para la organización de los Beltrán Leyva recogiendo toneladas de cocaína que los colombianos arrojaban al mar; empezaron en el negocio como “bajadores”. Los Beltrán no contrataron a pescadores, sino a gente de Tepito.

Se dice que cuando en el 2009 murió el jefe del cártel, Arturo Beltrán

Leyva, el grupo de Tepito se quedó con un cargamento de cocaína y la comercializó y que también se embolsó dos millones de dólares en efectivo.

La Unión de Tepito se convirtió en siete años en el cártel dominante en la Ciudad de México, con presencia en el centro, los corredores Insurgentes y Viaducto, Polanco y la delegación Gustavo A. Madero, en los límites con Ciudad Nezahualcóyotl.

Y es que en Tepito se mueven millones de pesos en mercancías ilegales, que abastecen a toda la capital. Un negocio que siempre está en disputa.

Recordemos el terrible caso Heaven. Ese secuestro y ese asesinato de 13 jóvenes se dieron por una venganza entre dos bandas y dejaron al descubierto la manera de operar de dos grupos de narcomenudistas enfrentados por el control de la distribución de droga en Tepito, Insurgentes, las colonias Roma, Del Valle y Condesa y la Zona Rosa. Son La Unión de Tepito y la Unión de Insurgentes.

Los asesinatos registrados recientemente en la capital son parte de lo mismo, sólo que ahora de nuevo se divide la Unión de Tepito y entre ésta se están dando los homicidios.

Se dice que no existen grandes organizaciones del narcotráfico operando en la Ciudad de México. Pero sí hay importantes grupos que se pelean zonas estratégicas, por la sencilla razón de que habiendo tantos habitantes también son muchos los consumidores. La disputa de La Unión se ha intensificado a tal grado que lamentablemente los muertos no cesarán.

bibibelsasso@hotmail.com

Twitter:@bibianabelsasso