Morosidad, reto para el sistema bancario

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:

Chapa de oro… Como se sabe, los últimos años no han sido los mejores en lo que hace a los precios de las materias primas.

Desde el año pasado las cotizaciones internacionales de los metales sufrieron una baja del 25%, de la que aún no se han recuperado.

En la primera mitad del año mientras que el oro se revaluó en promedio 6%, otros commodities industriales tuvieron desplomes relevantes. El cobre experimentó un ajuste del 22%, el zinc 13% y el plomo tuvo un retroceso del 12 por ciento.

De igual forma en la última semana el maíz y el trigo finalizaron con caídas del 5.39% y 10.19% respectivamente, dada la perspectiva que existe de un incremento en la oferta global, aunado a un tímido consumo.

A su vez, el petróleo tampoco ha dado golpe. Se estima que en las próximas jornadas podría mantenerse entre los 44 y 46 dólares por barril. Así que continuarán los precios deprimidos…

 Rebotó la piedra... Pero además del impacto económico, la situación de las materias primas tiene repercusiones en el sistema bancario.

Considere, por ejemplo que la exposición de estos bienes sobre la cartera de crédito de los bancos chilenos asciende al 2%, en Perú los financiamientos al sector minero suman el 3.8%, mientras que en Brasil metales y petróleo alcanzan el 4% de sus préstamos.

En lo que hace a México los financiamientos sobre el petróleo también prenden focos rojos, pues superan el 7% de la cartera crediticia y 38% del capital tangible de las instituciones del sistema bancario.

Oh, oh…

 Canas verdes... Pero además de la merma que los commodities representan en la calidad crediticia, la realidad es que el incremento en los financiamientos de mayor riesgo como préstamos al consumo y a Pymes, sacan canas verdes a los especialistas.

Felipe Carvallo, vicepresidente de análisis financiero de la calificadora Moody’s apunta que en los últimos años estos dos segmentos tuvieron un alza superior al 16%, 6 veces el avance del PIB.

Además, hacia adelante, pese a la debilidad económica, no se descarta que estos dos rubros pudieran crecer por arriba del 12%, tasa con la que se estima avanzará en su conjunto el crédito bancario. Esta situación podría acrecentar las presiones sobre la morosidad.

A la fecha, la cartera vencida de la banca se ubica en 2.7%. Carvallo enfatiza sin embargo que al tomar en cuenta los castigos este indicador supera el 5.5 por ciento.

Además de mantenerse esta tendencia no se descarta que la mora, en adición a otros castigos, podría trepar al 6% para finales de 2017. En otras palabras, la calidad de la cartera del sistema bancario mantiene un juego peligroso...

Cinco estados y la pobreza laboral

  Caite con la lana... Resulta que 41% de la población del país es incapaz de adquirir la canasta básica aún al sumar los ingresos de todos los miembros del hogar.

Datos del observatorio de política pública “México ¿cómo vamos? que comanda Valeria Moy muestran que el 28.4% de las personas en pobreza laboral se concentran en 5 estados.

Al detalle, Chiapas es el más afectado, pues el 68% de sus habitantes sufre de esa condición. A esa entidad le siguen Guerrero con 63% de sus ciudadanos, Oaxaca 60%, Veracruz 54% y SLP 53%. Así que la pobreza mantiene raíces profundas…

aguilar.thomas.3@gmail.com

Twitter:@AngelesAguilar3