Martes 24.11.2020 - 06:42

Ni una más

“En un país desigual las mujeres somos el blanco de la violencia”
Por:

En México la violencia se ha ensañado contra las mujeres. Tan sólo en el Estado de México diariamente es asesinada una mujer. Desde hace años, caminar sola por las calles o abordar un taxi siendo mujer te hace más vulnerable. Mara Fernanda Castilla Miranda, una joven de 19 años y estudiante de la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla es otra víctima. El jueves 7 de septiembre acudió con unos amigos al bar The Bronx, de regreso a su hogar, la madrugada del viernes, Mara y sus amigos quedaron varados en un módulo del alcoholímetro, y ella pidió un taxi de Cabify para llegar a su casa.

Karen, la hermana de Mara, pidió el taxi y estaba monitoreando la ruta. Cuando el tiempo estimado del trayecto superó lo normal (15 minutos), Karen decidió reportarlo. Habían pasado 48 minutos y Mara aún no llegaba.

Así, desde la mañana del viernes familiares, amigos y compañeros de Mara tomaron las redes sociales para pedir información sobre el paradero de la joven. Después de viralizarse, la información fue retomada por distintos medios de comunicación y las autoridades hicieron de esta investigación su prioridad.

El sábado 9 de septiembre, Ricardo Alexis, conductor de la unidad que recogió a Mara, se presentó voluntariamente ante un agente de Ministerio Público para rendir su declaración.

Frente a las autoridades, el chofer aseguró haberla recogido en el bar y dijo que había sido la misma Mara quien adelantó el fin del viaje poco antes de llegar a su casa. Al no tener pruebas fehacientes en su contra, las autoridades lo dejaron ir. La realidad es que después de la investigación son muchos los indicios de que este chofer estuvo involucrado en el asesinato de la joven.

El cuerpo de Castilla fue hallado el 15 de septiembre en un tramo de la carretera Puebla-Tlaxcala.

La familia recibió la noticia después de presenciar la audiencia en la que se dictó prisión preventiva a Ricardo Alexis.

Víctor Antonio Carrancá, fiscal general de Puebla, confirmó que falleció por “estrangulamiento y golpes severos”; además de que hay indicios de agresión sexual.

El funcionario aseveró que la Fiscalía ampliaría la acción penal por el delito de feminicidio contra Ricardo Alexis N, presunto responsable de la desaparición de la joven.

Según la explicación que dio, fue gracias al GPS del celular de Mara lo que permitió conocer los lugares en donde había estado ese 8 de septiembre.

El asesinato de Mara será investigado y tratado como feminicidio, el número 59 en lo que va del año, de acuerdo con Carrancá Bourget.

El 14 de septiembre, Cabify dio a conocer que aportó información detallada a la Fiscalía de Puebla sobre el viaje de Mara.

“Nuestra tecnología nos permite aportar datos e información de valor para lograr avances en el proceso de investigación”, precisó la empresa.

La compañía puede decir que la tecnología de sus plataformas es segura, pero la realidad es que no garantizó a su trabajador.

El chofer parecía ser un hombre tranquilo, quien decía estaba trabajando el coche de su mamá para poder tener un ingreso extra.

Hemos recibido una serie de recomendaciones como medidas de seguridad que se nos dicen debemos tener como usuarios de este tipo de taxis. Lo más grave es que todos estamos expuestos porque Mara las siguió. Incluso su hermana monitoreó el recorrido.

Es indignante que se sigan dando este tipo de asesinatos. Y también que en torno a ellos se dé la manipulación. Es verdad ni una más, pero muchos grupos están tomando el caso de Mara Fernanda para beneficios políticos y personales y eso es lo que no se vale.

Si como sociedad seguimos adueñándonos de casos tan terribles como éste, no vamos a trabajar en lo que verdaderamente importa, la protección real a las mujeres.

Ayer la sociedad de la Ciudad de México, Veracruz, Chiapas, Coahuila, Oaxaca, Nuevo León, Sonora, Guanajuato, Jalisco, Veracruz y Puebla se movilizó para repudiar el asesinato de la joven Mara y exigir justicia.

En esta última entidad, donde la estudiante de 19 años abordó un taxi de Cabify, colectivos demandaron activar la alerta de género. En el zócalo, las manifestantes escribieron en mantas los nombres de las mujeres que han sido víctimas de feminicidio y demandaron justicia.

El director general de la empresa, Alejandro Sisniega, aseguró el pasado viernes que, en seis años de servicio, el caso de Mara es el primer incidente a nivel mundial.

“Es un hecho aislado para nosotros; es la primera vez que ocurre en seis años de operación, a nivel mundial”, señaló.

Sisniega dijo que buscarán seguir “avanzando en la industria para reducir este tipo de sucesos”.

Sobre el proceso de selección y contratación de personal, detalló: “tenemos el protocolo de capacitación y captación de conductores más estricto del mercado. Entre otras cosas hay capacitación presencial, entrega física de documentos y realización de exámenes presenciales y pruebas toxicológicas”.

Aunque no se puede garantizar al 100 por ciento la seguridad de los usuarios, “lo que sí hace la empresa es aportar un nivel de seguridad mucho mayor al que existe en otras plataformas”, afirmó.