Oaxaca ya está repartido

Más de 130 mil  flores adornan su camino a Ecatepec
Por:
  • larazon

Muchas felicidades a todos los que hacen posible Proyecto 40, y en especial

a su director, Luis Armando Melgar.

Antes de que se hiciera oficial la alianza PAN-PRD en Oaxaca, las dirigencias de los partidos ya habían pactado los cargos que se van a repartir cuando gane su candidato a gobernador, Gabino Cué Monteagudo.

Durante una reciente reunión con integrantes de la Asociación de Bancos de México, Jesús Ortega les expuso de manera detallada cómo quedarían repartidos los puestos del gobierno de Oaxaca luego del triunfo de la alianza.

Ortega Martínez dijo a los banqueros que para el PRD serían las secretarías de Educación ((Instituto de Educación Pública de Oaxaca) y de Desarrollo Social. Para el PAN, la secretaría de Finanzas.

Las otras carteras, de menor importancia, ya están repartidas, así como los cargos en el Poder Legislativo local.

Gabino Cué había dicho que llegaría al gobierno oaxaqueño sin compromisos con los partidos, lo cual es falso.

Los banqueros asistentes a la reunión con Ortega pueden atestiguarlo. Ahí, el dirigente nacional perredista dio por un hecho que la alianza ganaría en Oaxaca, en Puebla y en Durango.

Mostró sus dudas de poder triunfar en Hidalgo, pues según dijo las encuestas favorecen al PRI.

A decir de Ortega ante los hombres de los bancos, en esos cuatro estados habrá alianza y no se contempla la posibilidad de alguna más.

En pocas palabras, lo primordial en esa alianza es el reparto del pastel.

Y para desgracia de Oaxaca, el PRD va a tener la Secretaría de Educación y la de Desarrollo Social.

En esa entidad la sección 22 del magisterio, aliada del perredismo, ya tiene derecho a poner –por convenio firmado por el SNTE y el gobernador Heladio Ramírez en 1992– a los titulares de las siete coordinaciones de educación, más directores y subdirectores.

Como se recordará, Oaxaca ostenta el nada decoroso último lugar en desarrollo educativo del país.

A los maestros de ese estado (no a todos, pero sí a los que llevan la voz cantante) se les puede ver con frecuencia en el Distrito Federal cuando bloquean Gobernación, golpean policías y atacan edificios

públicos.

Bueno, ahora que gane la alianza en Oaxaca van a tener la titularidad de todo el aparato educativo del estado.

También van a manejar los recursos de las políticas sociales de la entidad y van a operar los programas en las zonas marginadas.

No es un secreto para nadie que en Oaxaca hay grupos guerrilleros y que les será de gran utilidad para sus operaciones controlar las estructuras del gobierno estatal en sus respectivas regiones.

A todo esto, el dirigente nacional del PAN, César Nava, expresó que con la alianza “apostamos 70 años de capital panista”.

¿En eso se van a gastar su capital?

Y si su lógica es apaciguar a los radicales dándoles el poder en Oaxaca, ¿por qué no le dieron la Presidencia a López Obrador, y así los apaciguaban en todo el país?

phl@3.80.3.65