PRD-PRI-Verde, la nueva mayoria

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:

Manuel López San Martín

Tras la elección del domingo 7 de junio, el PRD seguirá siendo la primera fuerza electoral en la ciudad. Salvo las extrañas mediciones publicadas por Reforma, ninguna encuesta dice lo contrario. Todas coinciden en señalar que la segunda posición será para Morena, la tercera para el PRI y el PAN caerá hasta el cuarto lugar.

El PRD ganará al menos 13 de 16 delegaciones —sólo Benito Juárez, Cuajimalpa y Cuauhtémoc parecen disputadas— y será la primera fuerza en la ALDF, aunque, todo apunta, perderá la mayoría simple que se obtiene con al menos 34 de las 66 curules. Los cálculos más optimistas dan al sol azteca entre 26 y 28 diputados locales, lo que los obligará a construir la mayoría en alianza con otro u otros partidos.

Tener la mayoría es importante para el sol azteca, sí, pero lo es más para el Jefe de Gobierno Miguel Mancera, pues la legislatura electa el domingo 7 de junio lo acompañará hasta el último día que permanezca en el cargo.

Necesitará una Asamblea que no le ponga piedras en el camino, una con la cual pueda coordinarse y que, lejos de golpetearlo, acompañe su proyecto que estará lejos de ver el fin en 2018. Para el gobernante capitalino lo que suceda durante los próximos tres años definirá sus posibilidades y la fuerza con la que llegará a la próxima elección presidencial.

La alianza que de facto tendrá el PRD en la ALDF es la que hoy tiene en términos electorales con Partido del Trabajo y Nueva Alianza. Cada uno de los partidos le podría añadir dos curules y quizá el PT una más, de tal forma que llegaría a poco más de 30 espacios. A esa suma habría que restar tres o cuatro curules que son posiciones de la IDN, de René Bejarano, y que podrían abandonar al PRD y migrar a Morena —que podría tener entre ocho y 12— o Movimiento Ciudadano —que con trabajo alcanzará dos—, lo que deja al sol azteca con no más de 28 espacios “seguros”.

Con Morena, después de la confrontación del proceso electoral, un pacto legislativo suena imposible. Lo mismo sucede con el PAN. Por eso el PRD–GDF no tendrá mayor opción que construir una alianza con el PRI–Verde. El tricolor tendrá entre siete y nueve curules, el Verde no más de tres.

Así, pues, llegada la siguiente legislatura veremos una alianza extraña: PRD, PRI y Verde formarán una nueva mayoría en la ALDF con alrededor de 40 de 66 diputados. Los alcances de la unión entre los tres partidos parecen estar lejos del corto plazo, porque a partir del lunes 8 de junio el juego se llama 2018.

Viene una nueva correlación de fuerzas en la ciudad.

  Off the record… Más de un encuestador va a salir quemado en este proceso electoral. Aquellos que en lugar de medir pronostican para favorecer a los amigos, estarán dando explicaciones a partir del lunes 8 de junio… Si la Línea 12 no lo alcanza todavía, el descarrilamiento de Marcelo Ebrard podría venir por la extraña compra/venta de la casa que habita en la colonia Roma. Otra vez se dirá víctima, pero, de nuevo, llegó al abismo por propio pie.

  En boca cerrada… “Queremos un debate, pero que los representantes de esas empresas (Uber y Cabify) no nos dejen plantados”.

El vocero del Frente de Taxistas Organizados de la Ciudad de México, Ignacio Rodríguez, aceptó debatir públicamente con quienes ofrecen el servicio de transporte privado vía aplicaciones en dispositivos móviles como Uber y Cabify.

Twitter: @MLopezSanMartin