Rebelión contra Trump

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:
  • raymundo_sancez

Rebeldía de políticos y empresarios estadounidenses se gesta ante la llegada del republicano Donald Trump a la presidencia de ese país, sobre todo en lo que se refiere a sus políticas migratorias y de proteccionismo económico.

Porque si algo ha caracterizado a Estados Unidos es que sustituyó la expansión territorial con la expansión de sus principios libertarios: individuales, políticos, religiosos, comerciales y empresariales, los cuales se ven amenazados por Trump, quien ayer mismo amenazó imponer un impuesto del 35 por ciento a empresas que salgan de su país al momento en que reintroduzcan sus mercancías.

Conscientes de que esas libertades están por encima de cualquier administración, 300 empresas estadounidenses reiteraron al gobierno mexicano sus planes de invertir aquí, pese a los amagos del republicano.

Además, durante la cumbre del C40 realizada en la Ciudad de México entre el miércoles y viernes pasados, los alcaldes de Washington DC, Phoenix, Seattle, Portland, Austin y la vicealcaldía de Nueva York, advirtieron que “no vamos a deportar a migrantes”. Lo mismo dijo el pasado martes el alcalde de Los Ángeles, Eric Garcetti, tras reunirse con la canciller, Claudia Ruiz Massieu.

Saben bien que la grandeza de Estados Unidos y su influencia en el equilibrio mundial están construidos sobre las bases del liberalismo que durante años forjaron y defendieron sus mejores políticos: Theodore Roosevelt, Woodrow Wilson, Franklin Delano Roosevelt, Lyndon B. Johnson o Gerald Ford.

Rebelarse ante las amenazas contra las libertades es, pues, un asunto para preservar el Estado.

+++

Cartucho quemado impulsan las dirigencias del PRD, Movimiento Ciudadano y PT como candidato al Estado de México en una alianza, que aun no cuaja, con Acción Nacional. Quieren a Alejandro Encinas, político de limpia trayectoria, intachable congruencia, moderado y todos los atributos que se le puedan endosar a un buen político en estos tiempos…, excepto que no gana votos.

La elección del 2011 dejó claro el arraigo que tiene el PRI en territorio mexiquense, pues Eruviel Ávila, quien llegó de atrás en la contienda interna de su partido, logró la gubernatura con 61.97 por ciento de los sufragios.

Encinas, que compitió por la misma alianza que ahora busca reciclarlo, consiguió 20.96 por ciento y el panista Luis Felipe Bravo Mena 12.28 por ciento.

Es decir, PRD, MC, PT y el PAN alcanzaron juntos 33. 24 por ciento, la mitad de lo que obtuvo el priista. Y no es que sea invencible el tricolor en el Edomex, pero para sacarlo del gobierno, evidentemente, hace falta algo más que Encinas, quien dicho sea de paso, está haciendo un excelente trabajo al frente de la Asamblea Constituyente de la CDMX.

+++

Alerta roja en el periodismo serio, ése que tiene rigor y precisión, tras el anuncio de que los programas Chapultépec 18 y Si me dicen no vengo, de Joaquín López-Dóriga, serán sacados del aire por Televisa en enero próximo. El Teacher, en su cuenta de Twitter, confirmó que esas emisiones finalizan “por cuestiones comerciales, que no de audiencia”.

En otras palabras, el periodismo de televisión bien hecho está siendo poco rentable, ante una cada vez más creciente masa que prefiere informarse en redes sociales, ahí donde pululan las mentiras, los odios y los rencores.

raymundo.sanchez@3.80.3.65

Twitter: @r_sanchezp