Con 30 máquinas a 40 metros bajo tierra trazan túnel para unir al Metro

Extender la línea dorada requiere una compleja labor de ingeniería en la que participan 30 vehículos y máquinas, y que inicia con la perforación del túnel por donde después se montan las vías para el rodamiento de los trenes. Una vez terminados los trabajos, que se llevan a cabo 40 metros bajo tierra, la Secretaría de Obras y el Metro estiman sumar 200 mil pasajeros más a los 400 mil que a diario van de Tláhuac a Mixcoac.

TunelMetro.jpg