Con un celular y un perrito, niña es atraída por pedófilo en Argentina

El hombre de 50 años de edad pertenecía a una red de pedófilos y subía a Internet material pornográfico de los menores violentados; la niña fue su víctima durante un mes

  • Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Foto: (Clarín) Presunto pedófilo

Un hombre de 50 años fue arrestado en la localidad argentina de Altamirante Brown en Argentina luego de que se descubriera que había abusado sexualmente en repetidas ocasiones de una niña de 13 años a quien conoció a través de un chat en internet.

La adolescente fue atraída por el pedófilo al regalarle un perrito y un celular para luego someterla durante un mes a los ultrajes.

Foto: (Clarín) Presunto pedófilo

Fue el tío de la víctima quien dio alerta a la policía cuando comenzó a notar comportamientos extraños en la menor y descubrió que ésta se iba a encontrar con un desconocido con el que chateaba. Los padres de la niña murieron y su tío la cría solo porque su esposa también falleció.

Foto: (Clarín) Pertenencias del pedófilo

Por orden de la UFI N°9 de Lomas de Zamora, a cargo de fiscal María Delia Recalde, se decidió seguir a la adolescente cuando iba a encontrarse con el sospechoso, donde los investigadores observaron cómo la víctima subía a una camioneta Toyota Hilux negra y decidieron actuar.

El conductor de esa camioneta, quien trabaja maestro mayor de obra, vivía solo en un barrio privado de Canning en Longchamps donde abusó de la menor varias veces durante un periodo de un mes.

“Tenía en la camioneta más de una docena de pastillas de viagra, una tonfa policial, un hacha y mucha ropa de una marca que usan mucho las adolescentes”, detalló la policía.

Foto: Clarín

Por eso, en cuanto lo detuvieron fueron a su casa, en el partido de Ezeiza. Allí encontraron “juguetes sexuales, más ropa nueva para nenas, material pornográfico, cámaras de fotos, tests de embarazo y una filmadora ubicada sobre un trípode justo frente a la cama”, describieron.

La justicia argentina cree que el sospechoso pertenecía a una red de pedófilos y subía a Internet material pornográfico de las menores a las que abusaba.

Por ello, no sólo intervendrá en el caso la División Cibercrimen, sino que luego será también el turno de Interpol. Es que los investigadores están convencidos de que pudo haber más víctimas y quieren dar con ellas.

 

 

Con información de El Clarín 

 

 

 

 

cls