Viernes 27.11.2020 - 14:17

Invierten 13 mdp para salvar el Ópera; su destino en vilo

Invierten 13 mdp para salvar el Ópera; su destino en vilo
Por:

El Cine Ópera fue inaugurado el 11 de marzo de 1949 y tras el sismo de 1985 de 8.1 en la escala Richter que azotó al país dejó de funcionar. En 1993 fue remodelado y utilizado como sala de conciertos hasta octubre de 1998, fecha en que fue cerrado definitivamente después de los destrozos ocasionados en el concierto de la banda Bauhaus.

En 2011 el recinto estilo art deco, diseñado por el arquitecto Félix T. Nuncio, pasó a manos del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA), para su rehabilitación y posterior transformación en centro cultural.

En noviembre de 2013 el INBA pagó a la empresa Moyao Arquitectos 5 millones 100 mil 192 pesos, según consta en documentación publica de la institución, por el concepto de “servicios relacionados con la obra pública relativos a la elaboración del proyecto ejecutivo del Cine Ópera (primera etapa)”, anteproyecto de restauración que no se ha podido concluir por falta de recursos.

Según los 11 contratos que aparecen en el portal oficial del Instituto Nacional de Transparencia y Acceso a la Información, el INBA ha destinado en total 13 millones 102 mil 247 pesos al rescate y restauración del Ópera, incluyendo el monto del anteproyecto.

Tan sólo los trabajos preliminares y de mantenimiento; estudios de limpieza, dictámenes y demoliciones menores en diversas zonas del edificio —asignados a empresas como Kerm proyecto y construcción SA de CV, Constructora Llamas y el Instituto mexicano del concreto SA de CV— suman 7 millones 643 mil 391 pesos.

[caption id="attachment_642082" align="aligncenter" width="2090"] Resguardan patrimonioAños y concepto de gastos de mantenimiento del recinto.Gráfico: La Razón[/caption]

El último contrato que involucra al INBA con el Cine Ópera es del 11 de noviembre de 2016, una adjudicación directa a la empresa Jovely, SA DE CV por el concepto de “trabajos de mantenimiento en acceso principal, vestíbulo y mezzanine, rejas de acceso y trabajos complementarios en el inmueble”, con un monto de 223 mil 742 pesos.

“Es un tema presupuestal, finalmente Bellas Artes no ha tenido los recursos para seguir avanzando. Espero que se vayan componiendo las cosas con el cambio de Conaculta a Secretaría de Cultura”, dijo en enero pasado el arquitecto José Moyao, titular de Moyao Arquitectos.

El domingo pasado, vecinos de la calle Serapio Rendón se manifestaron sobre la avenida Ribera de San Cosme, debido a que el cine se ha convertido en un foco de peligro para las viviendas y edificios que le rodean, tras los daños que sufrió por el sismo del pasado 19 de septiembre.

Al cierre de esta edición el INBA permanecía a la espera del informe que la empresa Ciberna SA de CV —que desde hace 40 años es responsable del mantenimiento de los inmuebles de dicha institución— entregaría, después de que el Cine Ópera fuera escaneado con un sistema automatizado vectorial láser para dictaminar su demolición o posible restauración.