Gana el Cervantes

Premian vocación literaria de Peri Rossi

Sexta mujer que recibe el más importante reconocimiento literario de la lengua castellana; escritora de espíritu disidente, cuestionador, anticonformista y provocador

34
La autora, en una fotografía de archivo.Foto: Especial
Por:
  • Carlos Olivares Baró

Todos los pronósticos indicaban que este año el Premio Cervantes correspondería a un escritor hispanoamericano: se cumplieron las predicciones, la narradora y poeta Cristina Peri Rossi (Montevideo, Uruguay, 1941) fue declarada ayer, la ganadora del más importante galardón literario de la lengua española. Radicada en Barcelona, España, desde 1972, obligada al exilio por la dictadura militar, se convierte en la sexta mujer en ser distinguida por el Cervantes.

“Ya me lo había dicho una amiga, pero no le hice caso. Cuando recibí la llamada del vocero del premio, Miguel Iceta, para darme la noticia todavía resentía los efectos de un reciente broncoespasmo. Fue a poco de que la medicación me hiciera efecto y empezara a respirar con normalidad que recibí el anuncio. Si una bronconeumonía me ha traído el Cervantes creo que necesitaré una buena gripe para que me den el Nobel”, bromeaba el día de ayer la autora de La tarde del dinosaurio desde su departamento en Barcelona, mientras se acumulaban las llamadas telefónicas de amigos y de la prensa.

Se le otorga el galardón “por su trayectoria como una de las grandes vocaciones literarias de la actualidad en una gran variedad de géneros, por su ejercicio constante de exploración y crítica y por su compromiso con temas como la condición de la mujer y la sexualidad”, ha suscrito el jurado del premio en el acta dictaminadora.

Si una bronconeumonía me ha traído el Cervantes necesitaré una buena gripe para el Nobel

Cristina Peri Rossi, Escritora

Las autoridades culturales del país sudamericano han encomiado a la escritora: “Es la segunda voz femenina y la tercera voz uruguaya reconocida con el Premio Cervantes. Para un país de tres millones de habitantes es una distinción gigantesca”, ha dicho la viceministra de Educación y Cultura, Ana Ribeiro, quien de esa forma, ha recordado a Juan Carlos Onetti que lo ganó en 1980 y a Ida Vitale, gratificada en 2018.

Asimismo, el ministro de Educación y Cultura de Uruguay, Pablo da Silveira, publicó ayer un mensaje en Twitter en el que expresa: “La distinción fue un reconocimiento muy merecido que enorgullece a todos los uruguayos”. Los especialistas en literatura hispanoamericana resaltan la admiración “por una prosa y una poesía intensa, a ratos irónica, casi surrealista en donde la palabra muchas veces lo que hace es separar la realidad de lo lírico y de lo absurdo”.

Autora que ha encarnado la dura experiencia del exilio, se destaca en el periodismo, la narrativa y la poesía; desde sus primeras publicaciones sobresale una voluntad disidente, contestaria, anticonformista y provocativa acreditada en el tratamiento del homoerotismo como índice y forma de liberación del ser humano frente a la represión social y politica.

Obras alegóricas que ficcionan con maestría las espirales de la soledad, la enajenación y la brevedad del tiempo humano en un sumario de gradaciones de violencia que van desde el entorno familiar hasta las secuelas de los regímenes totalitarios.

Destacan en su trayectoria: El libro de mis primos (1964), La nave de los locos (1985), Babel de Bárbara (poesía, 1990), Otra vez Eros (poesía, 1994). La novela El amor es una droga (1999) es un libro de culto entre los lectores de España y Latinoamérica.

  • El dato: El reconocimiento está dotado de 125 mil euros. Se entrega el próximo 23 de abril, fecha en que se conmemora el Día del Libro y el fallecimiento de Cervantes.