• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
El español intenta atajar un tiro de gol ante Portugal. Foto: AP

Nadie dudaba de la titularidad del arquero David de Gea en la selección de España durante el Mundial de Rusia 2018, pero su inexperiencia en este torneo se reflejó en su nerviosismo en cada acción, en sus errores y malas salidas que terminaron jugando en su contra; pues además de quedar fuera en octavos de final en tanda de penaltis ante los anfitriones, se convirtió en el peor portero en la historia de la justa.

Gráfico: La Razón de México

Todo comenzó en Sochi durante el encuentro de debut entre la Furia y su similar de Portugal (3-3) correspondiente al Grupo B. El arquero arrancó con una garrafal equivocación en el segundo gol de los lusitanos, en un tiro raso de Cristiano Ronaldo desde la frontal, que se le escapó de las manos y le pasó por debajo de las piernas.

De acuerdo con las estadísticas de la FIFA, el guardameta del Manchester United sólo fue capaz de realizar una parada en los cuatro partidos disputados al detener un mano a mano del delantero de Marruecos Khalid Boutaib, después de un fallo defensivo de la zaga del estratega Fernando Hierro.

Además, recibió 12 remates bajo los tres palos, de los cuales 11 perforaron las redes, es decir, el 91.6 por ciento de los disparos en su contra acabaron en gol y de siete tiros a puerta, seis fueron anotaciones, aunque el marcado por el iraní Saeid Ezatolahi fue anulado por fuera de juego. Por tanto, su porcentaje de paradas se sitúa en un lamentable 14.3 por ciento.

Su suerte no cambió, pues en el partido para clasificar a cuartos de final contra Rusia, los cinco disparos realizados por los Osos tricolor, todos de penal, terminaron en el fondo del arco. El primero durante el tiempo regular,y los 4 restantes durante la tanda desde los 11 pasos.

1.- Ante Portugal, el arquero dejó escapar de sus manos un disparo raso de Cristiano Ronaldo.

Ante ello, sus estadísticas de paradas ya son las peores que se haya visto desde Inglaterra 1966, ya que ningún arquero que jugó al menos tres partidos en una Copa del Mundo había parado menos que David. Mientras que en las últimas cuatro ediciones, específicamente en Alemania 2006, el estadounidense Kasey Keller fue el último en mostrar bajo porcentaje de paradas en tres cotejos, con el 40 por ciento y con seis tantos recibidos.

Desafortunadamente, su paso por los Mundiales no ha sido satisfactorio. El guardameta de 27 años mostró una buena participación en su debut con el Atlético de Madrid en el 2009, por lo se ganó que Vicente del Bosque lo incluyera en la preselección de jugadores para representar a España en la justa de Sudáfrica 2010, pero en el recorte fue descartado por Iker Casillas, Víctor Valdéz y Pepe Reina.

2.- Contra Irán, no pudo evitar que el balón pasara entre sus piernas, pero para su fortuna fue anulado.

Para Brasil 2014, fue seleccionado para hacer el viaje; sin embargo, España fue eliminada en la fase de grupo y no vio minutos en el terreno de juego, pues quien se llevó la titularidad fue el experimentado arquero del Oporto.

Rusia 2018 era su gran oportunidad para demostrar su profesionalismo. De Gea llegaba con una gran expectativa para sustituir en los tres palos a Casillas, pues en la eliminatoria mundialista, sólo perforaron sus redes en tres ocasiones en 10 partidos. Por otro lado, durante la Eurocopa 2016, regaló una regular participación, en la que obtuvo el 71.4 por ciento de paradas en cuatro partidos que disputó  y sólo recibió 4 anotaciones.

3.- En un error de Ramos e Iniesta, Boutaib aprovechó para robar y batir a De Gea en un mano a mano.

Con el Manchester United, ha sorprendido con sus reflejos y atajadas,  y gracias a sus esfuerzos fue galardonado  el mes pasado con el Guante de Oro por ser el arquero menos goleado de la Premier League.

Aunque fue un Mundial para el olvido; De Gea posee la edad y talento para reivindicar este tropiezo en Catar 2022.

4.- El portero fue incapaz de detener un cobro de Rusia en la serie de penaltis, en octavos de final.
Compartir