Jueves 22.10.2020 - 18:20

Federaciones ‘comprueban’ gastos con facturas falsas

Federaciones ‘comprueban’ gastos con facturas falsas
Por:

La participación de México en Río 2016 tuvo entre sus obstáculos el trabajo de algunas federaciones deportivas.

Con facturas apócrifas que presentan direcciones donde se encuentran ferreterías, tlapalerías y papelerías, es como la Federación Mexicana de Asociaciones Atléticas (FMAA), que preside Antonio Lozano, justificó compra de alimentos y bebidas rehidratantes para los deportistas, material de curación, así como suplementos y medicamentos por la cantidad de 4 millones 831 mil 197 pesos que le otorgó el gobierno mexicano en años anteriores.

De acuerdo con la averiguación previa AP/PGR/DDF/SPE-XII/6555/2012, en poder de La Razón, la Procuraduría General de la República (PGR) determinó que existe “daño patrimonial” por esos casi 5 millones de pesos; cantidad que hasta la fecha no ha regresado a las arcas del presupuesto federal ni ha comprobado.

En el dictamen emitido el pasado 22 de diciembre, la PGR encontró irregularidades como la transferencia a un beneficiario desconocido por 4 millones 830 mil pesos 696 pesos, 500 pesos menos que el total asignado por Conade.

Además, detectó que la federación de atletismo no demostró fehacientemente el pago a proveedores.

A su favor, quiso demostrar la compra de proteína para que consumieran los atletas por 2 millones 331 mil 600 pesos con una factura rotulada con el nombre de “Comercializadora Hecgue S.A.”, ubicada en Monterrey, Nuevo León.

Sin embargo, en su indagación la PGR constató que dicha empresa se dedica a la venta de material de oficina y no de suplementos alimenticios para deportistas.

En el expediente también se encuentra una factura por 568 mil 36.92 pesos, justificando medicamentos y material quirúrgico, pero en la visita realizada por los peritos se constató que se trata de un negocio dedicado a la tlapalería y ferretería, ubicado en Guadalupe, Nuevo León.

En la misma situación se encuentran las federaciones de boxeo y la de tiro con arco, a quienes se les retiró el registro (Renade) ante el gobierno federal; por ello, ninguna es susceptible desde el año pasado para recibir recursos públicos.

A Ricardo Contreras, presidente de la federación de boxeo, se le investiga por un daño patrimonial de 21 millones de pesos, y a Effy Sánchez, de la de tiro con arco, por 5 millones 804 mil pesos.

En relación a esta última, la Conade solicitó mediante diversos oficios determinar en qué se había gastado esa cantidad de dinero.

“Se solicitó la comprobación de esos casi 6 millones de pesos otorgados durante el ejercicio fiscal 2014, con el objetivo del desarrollo y participación de los arqueros mexicanos en competencias nacionales e internacionales.

click para ver gráfico