• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Fotoarte: Ulises Delgado, La Razón

Croacia e Inglaterra recién se están cortejando; la historia en Copas del Mundo entre estos dos combinados es nula, nunca antes se vieron las caras, esta semifinal será la primera; sin embargo, no se precisa de algún antecedente entre ellos para afirmar que el choque a festejarse mañana miércoles a las 13:00 promete un partido trepidante.

Tras 28 años de no llegar a esta fase de semifinales, el representativo de Inglaterra vuelve a ilusionarse, luego de vencer 2-0 a Suecia, el pasado fin de semana. También pasaron ya 52 años desde la vez en la que los ingleses se quedaron con el título de la justa veraniega; hoy, después de muchos jalones y estirones, se encaminan otra vez, pero los croatas llegan con la misma hambre deportiva y no lo tendrán nada fácil.

El equipo de los creadores llega bien formado en todas sus líneas. En la portería por fin encontró a un buen arquero, luego de que en ediciones pasadas del Mundial, su puerta era el dolor de cabeza. Jordan Pickford, del Everton, ha sido el guardián del arco británico, con sólo cuatro goles recibidos en cinco partidos, incluido uno que se fue a alargue, frente a Colombia. No había sido titular en la eliminatoria y apenas debutó con la selección el 10 de noviembre de 2017, en un amistoso frente a Alemania. El técnico Gareth Southgate, que lo había tenido en la Sub-21, le dio continuidad.

En la zaga, Kyle Walker, John Stones y Harry Maguire, que, en realidad, se vuelve de cinco cuando la atacan, con el regreso de Kieran Trippier y Ashley Young dan liquidez atrás; con la velocidad de sus dos externos, más Dele Alli, Jordan Herderson y Jesse Lingard tienen la capacidad para acarrear balones y surtir a Harry Kane y a Raheem Sterling.

El equipo de los tres leones está acostumbrado al juego físico, muy empleado en la Premier League, además de que no llega tan cansado como sus rivales, quienes arrastran dos prórrogas en las piernas (Dinamarca y Rusia) y eso puede pesar. Otro de los puntos medulares del proceder inglés, es su efectividad en las jugadas a balón parado. Cinco de los 11 goles anotados por el equipo en lo que va del Mundial fueron de cabeza, no por nada Southgate tiene a un entrenador para jugadas de ese tipo: se llama Allan Russell, quien incluso adaptó ideas de otros deportes, como el futbol americano y el baloncesto. Lleva dos años en esa labor. Otros tres tantos llegaron por la vía del penalti, todos convertidos por Kane.

Pero si bien Inglaterra encanta, también Croacia enamora. Los balcánicos también saben lo que es defender bien su marco. El arquero Daniel Subasic, compañero de Radamel Falcao García en el Mónaco, es, según las estadísticas publicadas por la página de la FIFA, el segundo portero titular con mejor porcentaje de atajadas: 87.5 por ciento, sólo superado por Kasper Schmeichel, el arquero de Dinamarca (91.3  por ciento).

Gráficos: Gerardo Núñez, La Razón

El equipo del fuego emplea un parado táctico en el que acomoda a cuatro defensas, luego dos hombres que conectan a su zaga con la media, tres en el medio campo y sólo un atacante. Y es justo en el corazón de la cancha donde yace su fortaleza máxima. Los dos volantes centrales, Ivan Rakitic y Luka Modric, tienen quite y gran salida al ataque. Con los dos externos, Ivan Perisic y Ante Rebic, aprovecha el juego por las bandas para hacer daño. Andrej Kramaric, aunque actúa con el número 9, es un delantero retrasado que se junta con los mediocampistas. Y en la punta, Mario Mandzukic, quien si bien se ha visto corto en su producción, de menos tienen mucho sacrificio. Ocho jugadores diferentes han marcado gol para la causa croata.

Una de las atenuantes en contra para los balcánicos es el tema de la indisciplina, pues por momentos han tenido que recurrir al juego brusco para retener al rival; de hecho, es el segundo equipo con más infracciones en este Mundial (78, sólo superado por las 95 de Rusia). Además, ha llegado dos veces a la instancia de alargue y desempate desde el punto penalti, primero contra Dinamarca y luego contra los locales. El pasado sábado perdió a su lateral derecho, Sime Vrsaljo, por un problema muscular y muy seguramente no le alcanzará para jugar mañana.

Francia no le teme al parado táctico de los Diablos Rojos

El técnico francés Didier Deschamps aseguró que su equipo está listo para cualquier cosa que le pueda proponer Bélgica, su rival en las semifinales de la Copa del Mundo esta tarde.

“Se trata de un equipo con muchas cualidades y nosotros estamos listos para jugar contra equipos diferentes. Ellos vienen de jugar un gran partido con Brasil, no sé si nos jugarán de la misma manera. Tienen cualidades para diferentes rivales. Veremos qué nos proponen. Atacan rápido y lo hacen bien. Mis jugadores están preparados para cualquier escenario y diferentes jugadores en la formación”, comentó el timonel de Francia en el estadio de San Petersburgo.

El estratega que como jugador fuera campeón del mundo en la justa festejada en su país en 1998 también afirmó que si hacen las cosas como hasta ahora, puede convertirse en otro gran personaje del futbol que haya salido campeón como jugador y como técnico. “No es algo en lo que yo piense ahora. Si se llega a dar lo hablaremos más adelante, pero ahora sólo pienso en las semifinales contra Bélgica”, afirmó.

Compartir