El Cultural No. 230

El investigador Alejandro Toledo en Un lucero iluminado entre mis manos, da cuenta de unas epístolas que halló del narrador y poeta Efrén Hernández (1904–1958) dirigidas a Beatriz Ponzanelli. Misivas enmarcadas en la embarazosa relación sentimental del autor de Tachas con su cónyuge. Reproducción de algunos de esos folios, los cuales ponen de manifiesto la hondura afectiva de uno de nuestros grandes creadores de ficciones fantásticas. / Adolfo Castañón entrega La última película de José de la Colina, testimonio de una amistad de 50 años con el autor de La tumba india: “Mucha cuerda tenía pecho adentro José de la Colina, al parecer una máquina de cantar y otra de escribir”. Y más...

  • Tamaño de fuente: A  A  A  A  

Aquí puedes descargar la edición.

Un lucero iluminado entre mis manos

Un lucero iluminado entre mis manos

En fechas recientes, el escritor e investigador Alejandro Toledo encontró unas cartas del narrador y poeta guanajuatense Efrén Hernández a su novia y luego esposa, Beatriz Ponzanelli, a fines de los años treinta. Las misivas se enmarcan en su complicada relación amorosa: ella, quien provenía de una familia rica, y su matrimonio a escondidas con el escritor que subsistía de milagro. Cuando los señores Ponzanelli supieron del entuerto mantuvieron incomunicada a la muchacha. Presentamos la transcripción de algunos de esos textos cuyo contenido trasciende lo anecdótico y arroja luz sobre la sensibilidad del autor.
La última película de José de la Colina

La última película de José de la Colina

La muerte de José de la Colina, el mes pasado, interrumpió la fecunda actividad de un prosista con intereses y registros múltiples. Lamentada por un amplio sector de la comunidad cultural, suscitó un caudal de textos y homenajes a su persona y su obra, la cual desde sus muy jóvenes inicios incluyó la práctica del periodismo cultural. Hacía falta el testimonio de Adolfo Castañón, quien lo leyó y frecuentó en las diversas estaciones de su trayecto. Aquí detalla y comparte ese privilegio.
Envejecer

Envejecer

Conforme nos acercamos a la ancianidad, el cuerpo pasa por etapas físicas y psicológicas más o menos definidas, en las que todos nos hemos de reconocer: la piel deja de ser elástica, el sobrepeso y la caída del cabello nos alcanzan, aparece el desgano. En este texto, la ensayista Brenda Ríos pone el foco sobre la angustia que produce el proceso de envejecimiento —puede resultar incluso mayor que el miedo a la muerte—, además de interrogarse cómo las distintas generaciones se asoman a ese abismo.
Leto

Leto

El corrido del eterno retorno

La ciencia de la tristeza

El sino del escorpión
El caso inusual del Doctor K.

El caso inusual del Doctor K.

Redes neurales

Compartir