• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Juan Pablo Castañón (izq.) con Alfonso Romo, ayer. Foto: Cuartoscuro
Juan Pablo Castañón (izq.) con Alfonso Romo, ayer. Foto: Cuartoscuro

Aun cuando antes de las elecciones del 1 de julio, el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) defendió la postura de construir el Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) en Texcoco este viernes, el presidente del organismo, Juan Pablo Castañón, aseguró que esperarán estudiar “la opción ‘B’”, es decir, Santa Lucía, para determinar cuál es la mejor.

“Hemos visto los análisis desde el punto de vista privado muy positivos, en cuanto a la localización del nuevo aeropuerto y que, evidentemente, tiene sus retos, sin embargo, estamos dispuestos también a revisar y ver toda la fundamentación de la opción B, que sería la operación del aeropuerto actual con (la base aérea) Santa Lucía”, dijo en entrevista con medios de comunicación.

El empresario refirió que si bien están dispuestos a estudiar la posibilidad de construir dos pistas en la Terminal Militar Aérea de Santa Lucía, el próximo gobierno deberá de tomar en consideración el gasto que significará la construcción de esta opción y cancelar la obra que se desarrolla actualmente, lo que en conjunto representaría un gasto de en 170 mil millones de pesos. 

“La construcción de Santa Lucía y cancelar la obra actual tiene un costo en conjunto de 170 mil millones de pesos, habrá que compararlo respecto con la rentabilidad y funcionalidad de seguir la construcción a partir de ahora”, mencionó.

Hace unos días, el empresario refirió que la decisión de continuar con la construcción de la terminal aérea no debería realizarse a través de una consulta pública, ya que estos temas deben ser estudiados por expertos; sin embargo, no se cierra a que se estudie la viabilidad de ambas opciones.

Castañón confirmó además que el próximo martes el CCE se reunirá con el equipo del presidente electo Andrés Manuel López Obrador, con la finalidad de conocer a fondo las dos propuestas, para posteriormente realizar una consulta con los expertos, entre los que destacan la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin), la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA), entre otros.

“Acordamos con el próximo secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú que entregarán los documentos el próximo martes”, dijo.

De la misma manera señaló que se confirma qué hay comunicación entre el sector empresarial y el equipo de transición.

“Lo importante es el diálogo con toda responsabilidad, profundidad y compromiso, como lo hemos venido acordando. Por eso no puedo profundizar más en mis opiniones por respeto a los interlocutores, hasta no contar con los fundamentos de lo que ellos han venido recopilando estas últimas semanas”, explicó.

Por último, señaló que es importante que el gobierno de transición escuche todos los argumentos.

  • El Dato: De acuerdo con el IMCO, el impacto total de un aeropuerto puede variar entre 1.4% y 2.5% el PIB nacional
Compartir