Mongol, la historia del gran conquistador

Atienden derrame de combustible por barco hundido en Chiapas
Por:
  • larazon

Por Rocío Macías

Después de dos años de su estreno, llega a las pantallas mexicanas la película El conquistador, que con un elenco multinacional repasa los primeros 35 años de vida del emperador Genghis Khan. Dirigida por Sergei Bodrov, nominado al Oscar, esta saga épica se convierte a final de cuentas en una historia de amor.

La vida de Temudjin, como se llamaba Khan de joven, es contada desde su infancia y narra el dolor de un niño al verse separado de su tribu, pero que supera la adversidad guiado por el Cielo.

Las diferentes etapas de su vida muestran la dificultad de un joven para sobrevivir en un mundo en guerra y la manera en que éste lo fue forjando. Un ejemplo es la escena en la que es un preso en espera de ejecución y que al ver roto su yugo escapa. En la huída cae al agua helada al romperse el delgado hielo, pero tiene que salir para continuar su camino a la libertad.

Un hombre que siempre supo quién iba a ser su esposa y fiel consejera, siguiendo el código de valores de la Mongolia del siglo XII. Un hombre que llegó a ser el Khan de los mongoles tras vencer a su hermano de sangre Jamukha y que se guió por sus costumbres y misticismo para vencer a los que en su tiempo fueron los enemigos.

En esta primera entrega de lo que será una trilogía, Bodrov trata de romper con esa historia oficial del malvado conquistador y en cambio ofrece la imagen del hombre que vivió en la pobreza y la esclavitud, y su ascenso al

poder hasta llegar a ser el gobernante del imperio más grande del mundo.

Con saltos de tiempo, impresionantes batallas que a diferencia de las cintas épicas hollywoodenses, utiliza al mínimo los efectos en computadora y sí se hace valer de los cientos de extras, El Conquistador no sólo es una biografía.

 Rodada en Kazajstán y Kirguistán, la cinta ofrece hermosos paisajes naturales e imágenes inigualables. En cuanto a la música, además de la incidental, están los cantos y poemas de los mongoles.

Éxito previo

Nominada en el 2008 al Oscar como Mejor Película en Lengua Extranjera

agp