Prince consumía fentanilo en frascos mal etiquetados

Prince consumía fentanilo en frascos mal etiquetados
Por:

Prince tenía frascos etiquetados como hidrocodona, un analgésico débil; sin embargo, realmente tomaba fentanilo, un opoide que es 50 veces más poderoso que la heroína, y cien más que la morfina; sustancia que el pasado 21 de abril acabó con su vida.

Cerca de dos docenas de píldoras estaban mal rotuladas y aparecían como Watson 385, informó The Guardian. Estaban en una maleta y bolsos, incluido uno que el cantante llevaba consigo con frecuencia. Además, se halló un frasco de aspirina que tenía 64 tabletas falsas.

Una píldora con etiqueta Watson 385 que fue examinada por la Oficina de Aprehensión Criminal de Minesota, dio positivo a fentanilo, lidocaína y U-4770, un fármaco sintético, ocho veces más poderosos que la morfina.

De acuerdo con las fuentes consultadas por el diario estadounidense, al cantante no le habían recetado estos medicamentos en los 12 meses anteriores a su muerte, por lo que las autoridades investigan cómo consiguió las pastillas.

Y es que a diferencia de lo que ocurrió con el Rey del Pop, Michael Jackson, quien murió por una mezcla de propofol y lorazepam, suministrada por su médico Conrad Murray, que fue condenado a cuatro años de cárcel. En el caso de Prince, no hay ningún galeno relacionado con su deceso.

En la residencia del intérprete de “I Feel for You”, en Paisley Park, Minesota, hasta el momento no se han hallado recetas de fentanilo y se cree que lo obtenía de manera ilegal. En Estados Unidos, el consumo de fentanilo ha incrementado, así como sus muertes: en 2015 se registraron más de 28 mil decesos relacionados con esta sustancia.

Una practica común en ese país, por parte de los traficantes es etiquetar el fentanilo con otros nombres, práctica que se ha vuelto común en Minesota, estado donde falleció Prince, y en el que suministrar este apoide está penado como asesinato en tercer grado.

 México y la adicción en EU

La Administración para el Control de Drogas de Estados Unidos (DEA) tiene puesta la alerta sobre México por el registro de comercialización de fentanilo. El año pasado, agentes de aduanas chinos incautaron 70 kilos de este nárcotico y acetilfentanilo, en un contenedor de carga con destino al tierra azteca.

El gobierno estadounidense han señalado a diarios locales que los cárteles mexicanos reempaquetan la droga que llega de China y la contrabandean a EU. Incluso que traficantes han importado ingredientes químicos que en el país asiático se utilizan en la fabricación de fentanilo.

De acuerdo con las autoridades del país vecino, el primer caso del que se tiene registro es en 2006, cuando rastrearon que fentanilo que se encontraba en Chicago provenía de un laboratorio cerca de Toluca, en México, según reportó The Wall Street Journal.

Incluso el diario español El País, recientemente documentó que en Filo de Caballos, Guerrero se fabrica el narcótico. Es una droga 20 veces más rentable que la heroína, de acuerdo con la DEA.