Martes 20.10.2020 - 14:26

“Roma es un fenómeno fílmico que no se detiene”: Sergio Díaz

“Roma es un fenómeno fílmico que no se detiene”: Sergio Díaz
Por:

Fue en 2016 cuando el diseñador de sonido Sergio Díaz supo que el cineasta Alfonso Cuarón lo había invitado a colaborar en su célebre película Roma: “quien me dio la noticia fue el coproductor, Nicolás Celis: en una ceremonia, literalmente me susurró en el oído: ‘estás involucrado en un gran proyecto, pero aún no lo sabes’, contó a La Razón.

Díaz, quien se encargó de recrear un mapa sonoro de la Ciudad de México de los 70, sabía la magnitud de la producción, pero,—aseguró— jamás pensó que se convertiría en el fenómeno fílmico que es a la fecha: 186 premios ganados en todo el mundo, de los cuales  tres estatuillas pertenecen a sus 10 nominaciones al Oscar.

La Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas estadounidense nominó a Serge a Mejor Mezcla de Sonido, por su trabajo en la cinta de Cuarón. Aunque no ganó, su labor en la cinta protagonizada por Yalitza Aparicio le valió ser invitado a formar parte de dicha institución.

"Es un sueño que se me hizo realidad y es parte de mi evolución laboral; esto es sólo un pasito de lo que me falta por explorar”

“Es como un sueño hecho realidad. Roma fue un parteaguas en el que toda la experiencia que he venido acumulando durante todos estos años y todos los errores que he cometido desembocaron en un perfeccionamiento de mi trabajo. Ya pasó un año y aún la gente me reconoce y me felicita por el proyecto; eso habla de su gran impacto”, expresó el también DJ.

¿Cómo viviste tu nominación al Oscar? Fue una experiencia increíble, muy difícil de describir; seis meses antes estuve en la constante campaña, en la que acudía a distintas proyecciones, me enfrentaba a las preguntas y opiniones del público y gente de la industria… lo cual fue abrumador, en el buen sentido.

¿Cómo fue el día de la ceremonia? Muy duro: quería un espacio donde no tuviera contacto con nadie, literal me fui con uno de mis hijos a su hotel; deseaba olvidarme de todo, de que tenía que ir vestido de gala y cumplir una agenda súper precisa, deseaba tener un equilibrio emocional.  Ya estando ahí la ceremonia se vivió muy rápido... fue un momento tan breve y, aunque no gané, lo disfruté al máximo.

"con esta responsabilidad trato de dar lo mejor de mí en cada momento; ahora tengo ahí una tarea de ver muchísimas películas y dar mi voto”

¿Alguna vez pensaste llegar a ello? Sí, sin pretensión alguna, pero es un sueño que se me hizo realidad y es parte de mi evolución laboral; esto es sólo un pasito de lo que me falta por explorar.

Cuarón, Iñárritu y Del Toro ya habían logrado una apertura para los mexicanos en Hollywood, ¿Crees que con Roma ésta incrementó? Sí, aumenta y es un parteaguas también porque vino a romper con las reglas, logró una apertura más grande y va a haber muchos cambios, pues es un proyecto extraordinario en todos sus departamentos.

¿Ya has detectado eso? De hecho, a mí me invitaron a ser miembro de la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas. Eso lo tomo como un agradecimiento invaluable y, sin duda, con esta responsabilidad trato de dar lo mejor de mí en cada momento; ahora tengo ahí una tarea de ver muchísimas películas y dar mi voto.

¿A un año, aún te “persigue” el fantasma de Roma? Sí y es increíble: en noviembre tuve una premiación en Los Ángeles, los HMMA’s, y estuve ahí por mi nominación a los Oscar. Participar en el evento y que la gente que está a tu alrededor, colegas de la rama, te estén hablando de Roma es impresionante. Ahí reiteré que mucha gente en el mundo conectó con el filme. Recientemente estuve en Inglaterra y Francia y el lazo que genera con todas las personas es maravilloso, por eso es un fenómeno que no para.

"Alfonso es uno de los mejores cineastas de la historia: es un director completo, tiene un buen ojo, oído y te lleva con él hasta el siguiente nivel”

¿Roma es un parteaguas para un “nuevo” cine mexicano? No lo sé porque hay infinidad de ideas y de guiones. Lo que sí creo es que debe de haber un rigor necesario en cada uno de los proyectos que se hacen en el país para que puedan trascender como lo hizo Roma. Alfonso es para mí uno de los mejores cineastas de la historia: es un director completo, tiene un buen ojo, oído, gusto y posee ese extra que te lleva con él hasta que tú llegues al siguiente nivel.

¿Tras ese proyecto, el trabajo aumentó para ti? ¡Sí! ha habido cada vez más proyectos y pues hay que hacer crecer la familia. Uno se llama Halo of stars, una película de Anthony Lucero, que es producida por Terrence Malik; es bellísimo, se filmó en Georgia. Llevamos un rato en la parte del sonido y estamos próximos a concretar unos ajustes que se requieren y lo estamos terminando de mezclar en Europa. En México hay varias cosas que están en rodaje y a las que me voy a sumar en la postproducción el próximo año.

"Roma es un parteaguas porque vino a romper con las reglas (de Hollywood), logró una apertura más grande y va a haber muchos cambios”

¿Te da tiempo para hacer tus proyectos personales? Hace más de 20 años trabajaba como DJ y mi carrera empezó en ese mundo de las tornamesas, cuando tenía 16. Recientemente me invitaron a que toque en un festival europeo, en Tbilisi, la capital de Georgia, y andamos en pláticas. Estoy muy emocionado, porque ahí tengo mis buenos recuerdos.

El dato: El 25 de diciembre de 2016, Sergio Díaz y sus colaboradores se posicionaron en varios puntos de la Ciudad de México, para capturar los sonidos de la urbe.