Lunes 28.09.2020 - 14:05

U2 trae album y cumpleanos

U2 trae álbum  y cumpleaños
Por:

Infografía Ilustración Engelbert Chavarría La Razón

rocio.macias.razon@gmail.com

Paul Hewson, Larry Mullen Jr., David Evans (The Edge) y Adam Clayton, afinan detalles, checan instrumentos y micrófonos... U2 regresa a México luego de cinco años para presentar No Line on the Horizon, su más reciente material editado en cinco formatos diferentes: el CD standard; CD en pack con acceso a un film; CD con revista de 64 páginas; una caja de CD, DVD, libro y archivos, y vinilo.

No sólo presentan su álbum en el estadio Azteca, también festejarán el cumpleaños 51 de su vocalista: Bono. Lo hacen en un país al que conocen, que les brinda confianza y seguridad: “México es maravilloso, (la capital de la república) es una ciudad superemocionante; durante nuestra última gira íbamos y veníamos por el país. Nos enamoramos de él”, expresó Paul Hewson hace una semanas en Brasil.

Con su nuevo material, la banda irlandesa regresó a sus raíces y se desmarcó de sus últimos dos discos (All That You Can´t Leave Behind y How to Dismantle an Atomic Bomb). Hace dos años y luego de trabajar con Rick Rubin replantearon el tema. Bono aprovechó un viaje a Marruecos para invitar a sus compañeros y a Brian Eno y a Daniel

Lanois. Y allí, bajo el cielo marroquí, todo comenzó a funcionar. El resultado fue el equilibrio entre lo que define a la banda que puede escucharse en “Get On Your Boots”, en los sonidos indefinidos y la voz bellamente errática de “Fez-Being Born” y en las percusiones sugerentes e iniciales de “Moment of Surrender” con su guitarra blusera. Pero no faltan tampoco los temas con el claro sello de la banda: el hard rock con toque épico del tema que abre y da título al trabajo.

El resultado se vio reflejado en las cifras arrojadas por la gira 360º, la cual es la más taquillera de la historia, al generar 770 millones de dólares, superando el tour A bigger bang de los Rolling Stones en 2007. “Es algo maravilloso. Lo que nos convierte en verdaderos artistas es la actuación en vivo... Voy a llamar a Mick Jagger para saludarlo. Ellos abrieron el camino, nosotros lo estamos llevando a otro nivel”, señaló Bono al conocer las cifras.

El miércoles, antes de su arribo a la ciudad de México, la banda pasó unos días en Berlín, donde aprovecharon para grabar algunas imágenes de su nuevo video.

“No sabemos mucho, pero sí entendemos que se está luchando porque México no pierda su misterio y magia... lo que nos cautivó desde que lo visitamos en nuestra gira ZooTv”, expresó Bono.

360º

Lugar: Estadio Azteca

Dirección: Calzada de Tlalpan 3665, Santa Úrsula Coapa

Fechas: 11, 14 y 15 de mayo

Hora: 20:30 horas

Costo: $350 a $4,900

El líder de la banda: Bono celebrará su cumpleaños 51 en México. Nació el 10 de mayo de 1960; se contemplan que el público entone las mañanitas en el primer concierto.

Una entrada de 50 pesos

La primera vez que vino U2, el Palacio de los Deportes no contaba con la infraestructura actual. El acceso no tenía tantos filtros, por lo que era muy fácil estar cerca de la puerta principal. Llegar sin boleto al concierto era usual. Uno porque éramos un público acostumbrado al portazo y, dos, porque era fácil hacer un “bisne”.

En la segunda fecha del concierto, sin ser fan, Elena llegó con 50 pesos en la bolsa. Agarrada de la malla ciclónica y con la mirada de “ayúdenme a entrar” veía el ir y venir de empleados, vendedores y staff. Un joven con delantal blanco y gorra verde se le acercó.

“¿Cuánto traes?”, preguntó. “Cincuenta pesos”, respondió Elena. Le dio la instrucción, “te veo en la puerta de allá”. Al encontrarse le pide el dinero y le explica: “ponte este uniforme, se lo entregas a cualquiera allá adentro. Después ya es tu problema”.

Así pudo disfrutar del concierto de U2.

Un baile con Bono

Aimeé hoy es investigadora de la UNAM y eminente doctora en el área de comunicaciones. Hace 19 años, la entonces estudiante, soñaba con Bono y hasta besaba el televisor cuando salía un video de U2. Alguien le dijo: “¡qué ilusa!, él nunca va a saber que existes”.

En la primera visita de la banda irlandesa a México, ella asistió sola. Es bajita de estatura y en las primeras filas en el Palacio de los Deportes se perdía entre la multitud. Gritaba y cantaba emocionada, cuando una persona de seguridad del grupo bajo por ella. Su primer pensamiento fue preguntarse qué había hecho para que la sacaran. El tipo de casi dos metros de estatura la subió al escenario. Sí, Bono en persona la eligió para bailar con ella y supo que existe. A la salida varios reporteros la entrevistaron y los fans le pedían autógrafos. Al día siguiente fue el segundo concierto, y nuevamente fue elegida por Bono para bailar.