El principal punto de acceso de mercancía importada es por el mar. Foto: Especial

En los últimos 10 años, el valor agregado de Estados Unidos en el total de las exportaciones manufactureras mexicanas aumentó de 40 a 44 por ciento, lo que da como resultado un amplio grado de integración derivado del TLCAN, dio a conocer el economista en jefe de BBVA Bancomer, Carlos Serrano.

Al presentar un estudio sobre contenido regional, el especialista explicó que EU y México han desarrollado complejas cadenas de valor en la industria automotriz, principalmente, pero al analizar el resto de las manufacturas, se encontró que del total de los productos exportados a la Unión Americana tiene 44 por ciento de componentes de origen estadounidense.

Dijo que en 2004 este dato representaba el 40 por ciento, pero al actualizar las cifras con los datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), se encontró el porcentaje promedio de 44 por ciento.

  • El Tip: El nivel de insumos de estadounidenses en bienes mexicanos es de 4 de cada 10, lo cual demuestra la integración regional.

“Si bien es un dato para el promedio de las manufacturas, traducido al ensamble de autos, se puede considerar que es producido entre ambos países, mitad y mitad, aunque el dato de la exportación final favorezca a México”, dijo Serrano.

Cabe mencionar que en la cuarta ronda de negociaciones se espera que Estados Unidos proponga elevar el requerimiento de contenido regional, del actual 62.5 por ciento a 70 por ciento y, potencialmente, agregar un requisito de contenido específico para la Unión Americana.

Esta propuesta se basa en el objetivo de que Estados Unidos pretende revertir su déficit comercial con nuestro país, bajo el argumento de que debe hacerse con un incremento de la regla de origen.

Sin embargo, el analista considera que dichas aseveraciones carecen de validez, pues se demuestra que no sólo que hay un 44 por ciento de contenido de Estados Unidos en los productos exportados por México, sino que además, el comercio entre las dos naciones ha crecido seis veces.

“Nuestro análisis muestra que EU y México han tenido una integración regional muy fuerte, que no sólo se refleja en exportación, sino en el desarrollo de muy altas cadenas de valor”, expuso Serrano.

Si el gobierno estadounidense decide salir del TLCAN, ellos serán los más afectados, pues México se beneficia de las reglas de la Organización Mundial de Comercio (OMC) con el pago de menores aranceles, en promedio de 2.5 por ciento, recordó.