Falta competencia en Afores; expertos urgen a reformarlas

Prevén que el próximo gobierno herede costos financieros

Foto: Especial

La reforma al sistema de pensiones en México es “improrrogable”, principalmente en cuanto a elevar las aportaciones de los trabajadores a las cuentas de ahorro para el retiro, y emitir una regulación que permita una sana competencia entre las Administradoras de Fondos (Afores), pues de lo contrario, el siguiente gobierno heredará costos financieros y deudas, coincidieron expertos.

El maestro de la University of Southern California y CEO de Pension Policy International, Ernesto Brodersohn Ostrovich, explicó a La Razón que las primeras generaciones del régimen de 1994, se comienzan a pensionar en cinco años, con menos de la mitad de su salario (40% es el promedio de la denominada tasa de reemplazo), un problema que va a efervescer en un gobierno que no ha planeado cómo hacer fiable financieramente el tema.

  • El Dato: Expertos reconocen que los tiempos políticos no alcanzan para modificar el sistema de pensiones.

“Ya no podemos demorar una reforma de pensiones, es más costoso seguirlo postergando, pues el país lo requiere porque en pocos años tendremos una población y un gobierno endeudado que tenga que cubrir pensiones de 20 años”, afirmó el especialista en sistemas de pensiones.

En su opinión aún queda pendiente hacer sustentable y suficiente el sistema pensionario en México, donde sea viable financieramente para el gobierno tener este tipo de esquemas de retiro y donde las personas tengan pensiones dignas y suficientes para cubrir sus necesidades.

Lamentablemente, reconoció que los tiempos políticos no alcanzan para modificar el régimen de jubilaciones; por lo que para el próximo gobierno es “improrrogable” que se reforme es el sistema, ante los primeros pensionados bajo las cuentas individuales. “Si no vemos nada, en cinco años, el caso de Chile lo estaremos viviendo”, advirtió.

Por su parte, el doctor en Economía por la Universidad de Pittsburg y profesor de la División de Economía del CIDE, Alexander Elbittar, se pronunció por una regulación en materia de competencia, donde se vigile el actuar de las Afores y evitar casos de malas prácticas, como el ocurrido recientemente, que afecten el daño patrimonial de los trabajadores.

“Debería hacerse énfasis en materia de competencia efectiva, donde se analicen el carácter estático del sector, y la competencia en precios y en calidad y servicios de una manera integral; es algo que aún no vemos”, dijo.

Elbittar recordó que la Consar se ha enfocado en incrementar los costos de traspaso de los ahorradores entre las Afores, una medida que sólo disminuye el ánimo competitivo de los operadores, promueven y facilitan las acciones coordinadas para el reparto de cuotas de mercado y se constituyen en barreras a la entrada y expansión de nuevos operadores, pero en perjuicio de los consumidores y del crecimiento del sector en conjunto.

“Se tiene que mejorar la regulación, para tener los incentivos y que la Consar se enfoque en una regulación que permita una sana competencia entre las Afores”, coincidió Brodersohn.

Finalmente, reconoció que si bien el actual sistema de pensiones es sólido, aún falta robustecerlo, hacerlo más competitivo, lograr mayores rendimientos, y que el ahorro tanto voluntario como obligatorio, “levanten el vuelo”.