Francia, momento de decisión

  • Tamaño de fuente: A  A  A  A  

París. Los franceses entienden que deben buscar la manera de entrar de nuevo en lo que llaman “normalidad”. No es una tarea sencilla porque los temores se han convertido en una forma de vida.

Sin embargo, en restaurantes y lugares particularmente muy visitados estos días, como centros comerciales y en las calles céntricas de la ciudad, no hay indicios de que la seguridad sea abierta y manifiesta.

París sigue sacudido, pero intenta conservar la tranquilidad y los ciudadanos se ha dedicado a volver a ganar sus calles. Si no fuera porque todos conocimos a detalle lo que pasó en el atentado del 13 de noviembre, se podría decir que no hay indicios de que haya cambiado la dinámica de la vida parisina.

En Francia hay más preguntas que respuestas. Por más que se trate de que la vida vuelva a la normalidad se sabe y reconoce que se tiene que hacer algo, y ese algo podría cuestionar las estructuras de la sociedad.

Al enemigo latente se le tiene al interior del país y forma parte integral de la nación. Para responder se requiere de sensibilidad e inteligencia porque no se puede vivir bajo el discriminatorio estereotipo de que todos los musulmanes o árabes son parte del Estado Islámico.

El radicalismo está conformado por jóvenes franceses que tienen los mismos derechos y obligaciones que todos. Francia se está repensando y lo que decida va a afectar al mundo.

Como reaccione, se vendrán efectos y decisiones que en cascada afectarán migración, política, democracia y hasta el régimen de libertades. Lo que haga Francia —todavía no sabemos qué va a terminar por hacer— va a tener efectos como lo hecho por EU por el 11 de septiembre de 2001.

Voces de políticos conservadores alientan a que el país se cierre. Las elecciones regionales de estas semanas ya ofrecieron una respuesta de la sociedad al negar el voto a los radicales de derecha.

Si bien Francia está en una encrucijada tiene instituciones fuertes y democráticas, y tiene en la igualdad, la fraternidad y la libertad sus pilares.
De estos principios no se mueve, a pesar de las dolorosas adversidades. Lo que es un hecho es que Francia algo no hizo bien, el 13 de noviembre lo prueba. Le seguimos mañana.

 RESQUICIOS. De libro Una breve historia de los árabes, John McHugo, Turner Publicaciones.

* El EI es un califato. Dondequiera que alcanza el control establece estructuras de gobierno, con tribunales instituciones médicas y escuelas, lo que incluye decapitaciones y flagelaciones. Su ingeniosa pero hueca propaganda en Internet está teniendo evidente éxito.

solorzano52mx@yahoo.com.mx
Twitter:
@JavierSolorzano

Javier Solórzano Zinser
Javier Solórzano Zinser

Latest posts by Javier Solórzano Zinser (see all)