• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Gráfico: La Razón de México
Gráfico: La Razón de México

El director general de Petróleos Mexicanos (Pemex), Carlos Treviño, anunció ayer el descubrimiento de siete yacimientos de petróleo crudo, en dos campos de aguas someras frente a las costas de Tabasco, que aportarán una reserva 3P por 180 millones de barriles de petróleo crudo, equivalente a la reserva actual de siete mil millones de barriles.

Con este descubrimiento, más otros campos que delimitan con éstos, y la fase de tansición a la etapa de producción, se tiene el potencial de contribuir con hasta 210 mil bdp y 350 millones de pies cúbicos de gas  para 2020, precisó la petrolera.

Treviño explicó que se trata de siete yacimientos en dos áreas: dos en el campo Manik 101A y cinco en Mulach-1; de los cuales, Pemex prevé producir entre 30 mil y 45 mil barriles diarios de petróleo. Se trata del décimo hallazgo más importante en los últimos 15 años a nivel mundial.

Refirió que estos descubrimientos están en línea con el objetivo estratégico de aumentar el inventario de reservas, a costos de descubrimiento competitivos.

Añadió que estos dos campos, que se suman a cuatro más que se incorporarán a la producción de Pemex, brindarán una plataforma a la siguiente administración, con la finalidad de disminuir la declinación de los campos, y contribuir a la riqueza de la empresa y del país.

“Estos campos le van a brindar a la siguiente administración una buena plataforma para evitar la declinación de nuestros campos, y contribuir con la riqueza de Pemex y de México, a través de la aportación a la hacienda pública”, acotó.

Por su parte, Javier Hinojosa, director general de Pemex Exploración y Producción (PEP), destacó que el hallazgo de nuevos yacimientos petroleros, en aguas someras del país, permitirán elevar nuevamente la producción de barriles de petróleo a los dos millones diarios.

Aunado a ello, mencionó que la importancia de estos yacimientos consiste en que están muy cercanos a la infraestructura instalada por la firma mexicana, lo que permitirá explotarlos en el corto plazo.

Más tarde, detalló que si bien, es poco probable aumentar la explotación de yacimientos en 600 mil barriles diarios en 2019, tal como lo planteó el Presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, se cuenta con el potencial de producción, la capacidad tecnológica y el personal para llegar a esa meta en  dos o tres años.

Precisó que los seis campos revisados hoy tienen el potencial de contribuir con hasta 210 mil barriles diarios de aceite y 350 millones de pies cúbicos de gas, a la producción de Pemex.

En tanto, el director de Pemex Exploración, Juan Antonio Escalera, detalló que para el desarrollo de estos campos se requiere una inversión de entre siete y 10 mil millones de dólares.

Teviño apuntó que en materia de delimitación (que son los campos descubiertos en los últimos años y que están en transición hacia la fase de producción), comentó que los campos Kinbe y Koban descubiertos en 2011 y 2016, con una gran expectativa de contar con importantes cantidades de hidrocarburos, ya se encuentran en fase de delimitación.

Indicó que los campos Xikin y Esah, descubiertos en 2015, se encuentran ya en la transición hacia la etapa de producción, los cuales en conjunto representan reservas del orden de 360 millones de barriles de petróleo crudo equivalente.

“Estos descubrimientos son resultado del enfoque de las inversiones de Petróleos Mexicanos, hacia las áreas de mayor prospectividad para aceite y confirman el potencial remanente de la provincia petrolera Cuencas del Sureste, además, dada su cercanía e infraestructura existente, su futuro desarrollo contribuirá a cumplir con las metas de producción de Pemex en los próximos años”, acotó.

Gráfico: La Razón de México