Juan Coronel Rivera plasma en fotos un análisis del otro

La plaga reúne 49 piezas del nieto de Diego Rivera

Jardín de las Tullerías, París, Francia.

Una instalación fotográfica se expone en el Centro Deportivo Israelita de la Ciudad de México, La Plaga, un análisis alrededor del turismo: Cuarenta y nueve placas impresas en plata sobre gelatina en formato 11 x 14 pulgadas que marcan el retorno del artista visual Juan Rafael Coronel Rivera (Ciudad de México, 1961), después de 8 años de silencio, al circuito de exposiciones en la capital del país.

Proyecto que aborda el tema de la mirada desde las preguntas: ¿cómo se mira al otro?, ¿cómo somos mirados?, y ¿cómo nos deslizamos en territorios ajenos? El viajero curioso que llega y observa gestos desconocidos. Viajeros que son, asimismo, observados por los otros. Coronel Rivera enfrenta ese dilema y lo devela con verdadero sentido estético en estas insinuantes iconografías sobre aquel que decide encontrarse con otra cultura. Viajero que sale a descubrir, pero que no escapa de sí mismo.

  • El Dato: Coronel Rivera tiene un libro de poemas titulado African Jamboree, el cual refleja su experimentación en el campo literario.

Verdad, realidad, exactitud y fidelidad son términos discutibles. En estas láminas de Coronel Rivera las referencias de que ‘esto ha sido’ o ‘esto ha existido’ se pierden de la misma manera en que se pierde la visión inocente en el momento de querer atrapar lo desconocido con una cámara fotográfica, un artefacto técnico que nos permite
registrar a los otros.

En ese sentido, Coronel Rivera precisa: “He titulado esta exposición: La plaga, un análisis alrededor del turismo porque todos hemos sido turistas de una forma u otra. Nos fascina lo otro, lo desconocido y queremos guárdalo y qué mejor que la fotografía. Cuando viajamos dejamos nuestro entorno para encontrarnos con otros espacios, para invadir el espacio del otro. El viaje como una manera de conocer, pero cuidado, esa expresión de ‘conocer’ tiene muchas connotaciones: el viajero conoce a los otros desde el registro que hace con su curiosa mirada”.

En esta muestra se pone en discusión el concepto del ‘viaje por placer’ (tour): peregrinación que tiene como objetivo poner en práctica nuestra percepción clasificadora, determinista y comparativa. Viajar para reconocer y, asimismo, ser reconocido. Toda imagen fotográfica tiene una carga espiritual y personal suscrita en las obsesiones que impulsan el registro de una determinada imagen, de un rostro, de un paisaje.

“Me interesa la relación de ‘nosotros y los otros’, en el sentido de Todorov: todo ser particular es espontáneamente egocéntrico; y todo pueblo, etnocéntrico. Pretendo con estas 49 fotografía subrayar esa correspondencia. Somos ciudadanos en un encuentro latente con otras ciudadanías. En esos peregrinajes nos convertimos en otros y a la vez descubrimos quiénes son los otros. ¿Extraños? De ahí la necesidad de la cámara para que testifique quizás esa extrañeza, esa diferencia para dejarla plasmada y tener un testigo visual. El turista es siempre un asombrado en medio del paisaje, en medio de la multitud. Viajar, repito, para revelar y revelarnos” concluyó Coronel Rivera.

Carlos Olivares Baró

Carlos Olivares Baró

Carlos Olivares Baró es columnista fundador de La Razón. Ha publicado la novela La Orfandad del Esplendor y el libro de textos periodísticos Un Sintagma por Aquí, un Estribillo por Allá. Profesor universitario y conferencista de música y literatura en varias instituciones culturales de México. Sus textos han aparecido en publicaciones de España, Cuba, Puerto Rico y México. Publica en este diario semanalmente las columnas de reseñas y comentarios de discos y libros, El Convite y Las Claves.
Carlos Olivares Baró

Latest posts by Carlos Olivares Baró (see all)