• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Captura del video en el que se ve a Requesens lleno de excrementos.

El diputado Juan Carlos Requesens luce algo pálido, desorientado y con manchas de excrementos en su ropa interior. Semidesnudo, sólo con el calzón sucio puesto, el disidente se da vuelta sin pronunciar una sola palabra, en un video. Está preso, en manos de la policía política del régimen desde el pasado martes, tras ser acusado de participar en el supuesto atentado en contra de Nicolás Maduro. La grabación fue difundida el pasado viernes por el gobierno, una estrategia que según la disidencia busca doblegar a quien alce la voz en contra la dictadura chavista.

“Han pasado 120 horas de ese momento en que me dijiste: ‘¡Rafa dile a mis hijos que los amo, Rafa mantente fuerte y lucha!’. Y acá seguimos hermano y que quienes te están violando hoy tus derechos humanos sepan que nuestra familia está negada a rendirse”, escribió ayer la dirigente estudiantil y hermana del legislador, Rafaela Requesens.

Desde que fue detenido la familia del legislador no ha podido verlo. Ayer, Requesens mantuvo comunicación con sus allegados para pedir que le hicieran llegar implementos para su aseo personal, según un comunicado difundido por redes sociales.

“Lo único que hemos sabido del estado físico de Juan Requesens es el video que el país y el mundo entero conoció por redes sociales, situación que nos mantiene sumamente preocupado por su integridad física y psicológica. A esta hora que emitimos este comunicado desconocemos y no podemos dar fe de las condiciones físicas, de salud y psicológicas de Juan ya que el régimen lo mantiene secuestrado por lo que reiteramos nuestra exigencia de poder verlo como nos corresponde”, se lee en el documento.

El pasado viernes, el gobierno venezolano difundió otro video en el que el diputado ofrece una supuesta confesión. Requesens luce confundido. “Me contacté con él -Monasterios- a través de la mensajería, yo estaba en San Cristóbal (fronteriza con Colombia) y una vez le escribí a Mauricio Jiménez supervisión de migración -Colombia, según Venezuela- y le hice la solicitud y él inmediatamente se pusieron (puso) en contacto con Juan Monasterios para hacer el pase de San Antonio a Cúcuta”, dice el diputado en el audiovisual.

Julio Borges, expresidente del Congreso y acusado también de ser partícipe del presunto magnicidio, afirmó que su compañero de partid político estaba afectado por “un proceso psicológico o químico para obligarlo a decir lo que está fuera de su consciencia”. “El Juan Requesens que hoy habló no es el Juan Requesens que todos conocemos, no es ese joven luchador, valiente, guerrero”, detalló.

“Si piensan que vejando, humillando y torturando a mi hermano Juan Requesens lo van a doblegar, se equivocaron”, tuiteó el viernes su hermana.

Maduro intentó deslindarse de la publicación del video. “Hay un video que surgió ayer, no sé por qué y yo pedí una investigación porque son videos privados del cuerpo médico del Sebin… de cuando le están haciendo el chequeo médico. Y lo filman y él se puso nervioso y se ve…”, explicó el mandatario en conferencia de prensa.

El mandatario pidió ayuda del FBI en la investigación del supuesto atentado para acallar las dudas sobre el magnicidio. “Yo estaría de acuerdo con que venga el FBI […] y ayude a desmembrar las células terroristas que están en Florida”, dijo en un acto militar celebrado el sábado.

Detención de diputado es ilegal: EU

El Departamento de Estado de EU consideró ayer “ilegal” el arresto del diputado opositor Juan Requesens, acusado del atentado contra el presidente venezolano, Nicolás Maduro, y defendió que esa acción es solo “el último ejemplo de una larga letanía de abusos a los derechos humanos”.

El secretario de Estado adjunto en funciones para Latinoamérica, Paco Palmieri, hizo esas declaraciones en un mensaje de Twitter, enviado el sábado por la noche.

“Maduro y su policía secreta siguen haciendo caso omiso del estado de derecho con su arresto y retención ilegal del miembro de la Asamblea Nacional, constitucionalmente elegido, @JuanRequesens. El último ejemplo en una larga letanía de abusos #DerechosHumanos. #11Ago #Venezuela”, afirmó Palmieri.

El Gobierno venezolano acusa al diputado opositor de ser cómplice del supuesto atentado con drones que se produjo el pasado sábado mientras Maduro daba un discurso durante un acto de celebración del 81 aniversario de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB, policía militarizada).

Requesens fue detenido el pasado martes junto a su hermana, Rafaela, por funcionarios del servicio de inteligencia del Estado (Sebin).

Compartir