El secretario Meade y el presidente del Senado, Ernesto Cordero, ayer. Foto: Especial

José Antonio Meade, secretario de Hacienda, señaló que a pesar de los grandes retos que hay en el país, los mexicanos logramos acumular 30 trimestres consecutivos de crecimiento positivo que ninguna nación del mundo acredita y, hoy es 30 por ciento más estable de lo que lo era después de la crisis del 2008.

Al comparecer en el Senado con motivo de la glosa del quinto informe de gobierno, resaltó que pese al “débil crecimiento global”, que es un obstáculo en la economía, en cinco años, se han creado 3 millones de empleos y que más del 60 por ciento de éstos se ubican en los sectores de mayor productividad.

El morenista Zoé Robledo criticó que hace cinco años fuera funcionario panista y le cuestionó por quién votó en la elección pasada, a lo que respondió: “En el 2012 voté por el Presidente Peña Nieto”, y se congratuló de que exista pluralidad en la representación partidista.

De 1997 para acá, abundó, no ha habido un solo partido político que tenga mayoría, y eso ha obligado a que se dialogue, a que se construyan consensos y que se privilegie un entorno de mucha mayor estabilidad en la que habíamos conocido en la historia reciente.

“A mi juicio deben sentirse mucho más orgullosos los políticos que acuerdan y que dialogan, que los políticos que se mantienen al margen del acuerdo y del diálogo; los políticos que encuentran forma de encontrar en el paquete económico la manera de reflejar sus aspiraciones por un mejor país que los políticos que surgen mantenerse al margen”, indicó.

Respecto a la estrategia financiera para encarar los gastos de reconstrucción tras los sismos y ciclones, señaló que se cuenta con una arquitectura fiscal responsable y previsora para los esfuerzos en los que se pondrán “todos los mecanismos del Estado para lograrlo”.

Meade explicó que el 0.4 por ciento del presupuesto anual está destinado a la atención de las causas originadas por desastres naturales, a través del Fonden, más la ayuda de organismos privados y los recursos de estados y municipios.

Señaló que hay instrucciones del Presidente de evitar el desvío de recursos de programas sociales por cuestiones electorales para el año entrante.