Caen cinco, dos de ellos servidores publicos, por ayudar a reo a fugarse en Michoacan

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:

Foto: Quadratin

La Procuraduría General de Justicia el Estado de Michoacán (PGJE) informó que en las próximas horas se ejercerá acción penal en contra de cinco personas, entre ellas dos servidores públicos, vinculados con la “fuga” del reo Marco Antonio Mora Ávila “el Michoacano” acusado de delitos contra la salud.

Según las averiguaciones de la dependencia, señala que el acusado les pagó cuatro mil pesos a los servidores públicos por ayudar a su escape, mientras que a otros tres, que serían quienes irrumpirían en un hospital con armas, se les pagaría 50 mil pesos a cada uno al cumplirse el propósito del reo.

Derivado de los trabajos de investigación realizados por el personal ministerial se determinó que el médico de CERESO, identificado como Cesar Gerardo., previo acuerdo con el interno y familiares de éste, gestionó y tramitó la canalización del procesado Marco Antonio Mora Ávila al Hospital Regional, con la finalidad de atenderlo de un supuesto cuadro de apendicitis; mientras que el jefe de Seguridad, Juan Antonio A., mandaría una custodia de poco personal para facilitar la liberación.

De igual forma, en una acción operativa realizada por Policía Federal en los límites de Michoacán con el Estado de México, fueron detenidos Enrique R., Santos D. y Juan O., viajaban a bordo de un vehículo marca Ford, Grand Marquiz de color azul y modelo antiguo con placas del Distrito Federal y a quienes les fueron aseguradas tres armas de fuego calibre 9 mm, así como teléfonos celulares con mensajes relativos a la evasión de reo.

De acuerdo a versión de testigos y a las testimoniales rendidas por los inculpados en presencia de abogado defensor, Enrique R. dio protección con su vehículo para facilitar la fuga de Marco Antonio Mora, mientras que Santo D y Juan O, hicieron disparos en el acceso del Hospital para generar confusión y favorecer la salida del reo a 10 minutos de que llegó al nosocomio.

Los tres inculpados hicieron referencia que 10 días antes de los hechos fueron reclutados y contratados para participar en la evasión y que por ello les pagarían 50 mil pesos a cada uno, así como a otras personas que consumaron la liberación del reo.

Por lo anterior y una vez que se integró la averiguación previa correspondiente, el representante social determinó el ejercicio de la acción penal en contra de los cinco detenidos, quienes serán consignados ante el órgano jurisdiccional correspondiente, por su probable responsabilidad en el delito de Evasión de Presos.

Detalló que el jueves, alrededor de las 21 horas, hombres armados se introdujeron al área de cirugía, amagaron al personal médico y a los custodios para llevarse en cuestión de minutos al presunto delincuente.