Sábado 19.09.2020 - 04:59

Caída de García Luna abre diálogo, dice PRD

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:

carina.garcia.razon@gmail.com

La secretaria general del PRD, Dolores Padierna, dijo que si el presidente Felipe Calderón insiste en no cambiar su estrategia para enfrentar la inseguridad y por el contrario mantiene en su cargo al secretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna, no hay razón para que Calderón mismo se sostenga.

“Si él no oye, no escucha el clamor de la gente de tener paz, de tener tranquilidad, pues no vemos tampoco por qué nosotros seguir sosteniendo a Felipe Calderón”, apuntó la dirigente perredista, quien dijo que es una “necedad” del Presidente no ver que el funcionario policiaco ha sido ineficaz.

“García Luna personifica una estrategia equivocada y fracasada de seguridad pública. No hay seguridad pública en el país, la destitución de García Luna sería un buen comienzo para poner fin a la estrategia fallida y brindaría buenas condiciones para iniciar un diálogo entre sociedad y gobierno, no un diálogo de sordos como lo hizo en Ciudad Juárez”, recordó.

“Creo que alguna amistad o convenio une a Felipe Calderón con García Luna que ha preferido destituir a dos procuradores generales de la República pero mantener a García Luna en su cargo, a pesar de que no se ha logrado tener en México seguridad pública y ahora menos que nunca”, reiteró.

La apuesta del panista es “militarizar el país” y así se ha visto en la Ley de Seguridad Nacional que el PAN ha impulsado en el Congreso. E insistió: “no quiere ver los 40 mil muertos, que son la prueba fehaciente de una estrategia equivocada.

“Si él no oye, no escucha el clamor de la gente de tener paz, de tener tranquilidad,  pues no vemos tampoco por qué nosotros seguir sosteniendo a Felipe Calderón”, apuntó.

Señaló que el funcionario debe ser investigado y sancionado por el montaje del operativo para detener a la banda de secuestradores de Los Zodicaco, a la que pertenecía Florence Cassez, y por la aplicación de 2 mil 400 millones de pesos “para crear un aparato policial que no ha beneficiado al pueblo mexicano”.