Lunes 25.01.2021 - 17:58

Contra exdirector de Pemex hay 7 denuncias, detalla UIF

Contra exdirector de Pemex hay 7 denuncias, detalla UIF
Por:

El titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), Santiago Nieto Castillo, detalló que son cuatro denuncias las que presentó la UIF en contra de Emilio Lozoya, las cuales han sido procesadas por la Fiscalía General de la República (FGR), que obtuvo las órdenes de detención, por lo que reconoció la labor del titular de esa instancia, Alejandro Gertz Manero.

Luego de participar en el Foro de Parlamento Abierto sobre Subcontratación en el Senado de la República, detalló que contra el exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex) hay otros dos casos sin judicialización y uno más que aún investiga la oficina a su cargo.

Te puede interesar: Detienen a Lozoya tras cerco de 9 meses

Aseguró estar “muy contento” luego de conocer la detención de Lozoya Austin, en Málaga, España: “Es un caso muy importante a efecto de ir avanzando en la política del Presidente Andrés Manuel López Obrador de cero tolerancia a la corrupción y la impunidad”, aseguró.

Posteriormente, tras participar en el foro Transparencia para combatir la corrupción, organizado por Deloitte, Nieto Castillo señaló que el asunto Lozoya no es personal, pues se trata que las personas lleguen ante los tribunales y que los jueces resuelvan si hay culpabilidad o no.

“Sí estoy muy feliz... ha sido una lucha de muchos años, un enfrentamiento con el señor Lozoya de mucho tiempo, digamos que nos llevamos a denuncias, yo lo he denunciado cuatro veces, él tres”, recordó.

Una vez que llegue a México, Emilio Lozoya deberá enfrentar dos órdenes de aprehensión en su contra, una por el caso de la constructora brasileña Odebrecht y otra por la compra de las plantas de fertilizantes Agrontigrogenados y Fertinal, cuando estaba al frente de la empresa productiva del Estado.

“Es un caso muy importante a efecto de ir avanzando en la política del Presidente Andrés Manuel López Obrador de cero tolerancia a la corrupción y la impunidad”

Santiago Nieto

Titular de la UIF

Del primero de los casos, se sabe que la relación entre Lozoya y la constructora brasileña, implicada en actos de corrupción en distintos países de América Latina, se remonta a 2010, cuando la empresa buscó acercarse al entonces precandidato a la presidencia de la República, Enrique Peña Nieto, pues a decir del exdirector de Odebrecht, Luis Alberto Meneses Weyll, era el más viable para obtener el triunfo; el vehículo para vincularse al entonces  gobernador del Estado de México, presumiblemente fue Emilio Lozoya Austin.

La compañía comenzó a enviar recursos, de acuerdo con datos revelados por Santiago Nieto, hasta completar 10.5 millones de dólares para garantizar que una vez que ganaran las elecciones recibirían contratos de construcción con la petrolera mexicana.

Te puede interesar: Exfuncionario no se mandaba solo: Coello

En el caso de Agro Nitrogenados y Fertinal, Lozoya Austin, a través del Consejo de Administración de Pemex, presuntamente autorizó la compra de la planta en 500 millones de dólares, cuando la valuación de la misma rondaba los 50 millones de dólares.

De acuerdo con Santiago Nieto, y así quedó asentado en la denuncia, la compra se realizó en colusión con el presidente de Altos Hornos de México (AHM), Alonso Ancira Elizondo; este último fue detenido también en España, el 28 de mayo del año pasado, pero dos meses después fue dejado en libertad bajo fianza, aunque no puede abandonar ese país.

Éstos son los dos únicos casos que, de acuerdo con la información de la FGR, ya fueron consignados ante un juez.

Sin embargo, Nieto Castillo refirió que el resto de las denuncias interpuestas por la UIF son por defraudación fiscal y por la compra de un astillero español a punto de declararse en quiebra.

Uno de estos casos es el escándalo conocido como “La Estafa Maestra”, el cual se trata de una red de transacciones financieras que permitieron desviar por lo menos siete mil 600 millones de pesos.

El método era utilizar a universidades públicas para contratar la prestación de bienes o servicios, mismos que eran subcontratados con empresas fantasma, quienes facturaron a las universidades y éstas a su vez a diversas dependencias federales, entre ellas Petróleos Mexicanos.

De acuerdo con la Auditoría Superior de la Federación (ASF), este esquema de triangulación de recursos provocó que al menos 83 millones de pesos de la empresa productiva del Estado fueran enviados al extranjero, donde se pierde el rastro de los mismos.

Una de las últimas investigaciones que se realizaron en contra de Emilio Lozoya se refiere a la compra de un astillero español que estaba al borde de la quiebra y fue adquirido por Pemex.

El dato: El extitular de la Fepade aseguró en 2018 que el Gobierno mexicano había intentado sobornarlo a cambio de su silencio respecto a las implicaciones de funcionarios en el caso Odebrecht.

Se trata de la constructora de buques Hijos de J. Barreras, una compañía española que enfrentaba severos problemas financieros y cuando estaba a punto de declararse en quiebra, recibió una oferta formulada por Pemex, presuntamente empujada por Emilio Lozoya, con lo que se salvó a costa de recursos públicos mexicanos; de acuerdo con Nieto Castillo, este caso implicó pérdidas por 50 millones de euros.

Asimismo, aún falta que se consignen ante un juez dos casos de defraudación fiscal, pues de acuerdo con el titular de la UIF, tanto Emilio Lozoya como su esposa, su hermana y su madre participaron en un entramado para destinar recursos, presuntamente entregados por Odebrecht y otras acciones irregulares a sus propias empresas. Sin embargo, omitieron el pago de impuestos por lo que incurrieron en el delito de defraudación fiscal.